Una desagradable “visita”

Alhajas, dinero en efectivo y otros artículos, el botín

Arriba, el predio al que ingresaron los ladrones. A la izquierda, policías municipales y estatales a las puertas de la casa de los afectados

VALLADOLID.- No se sabe si fueron uno o varios los ladrones que “visitaron” un predio particular aprovechando la ausencia de los dueños, de donde se llevaron un buen botín entre dinero en efectivo, alhajas y un artículo electrónico, sin que los vecinos se percatasen siquiera del movimiento.

Vecinos de la calle 26 entre 17 y 19 de la colonia Fernando Novelo, en donde ocurrió el robo, creen que el o los ladrones aprovecharon la mañana, cuando los dueños de la casa salieron a trabajar, sin embargo dicen que ellos no escucharon ruidos ni los ladridos del perro, por lo tanto fue hasta el mediodía que se enteraron del robo porque una de las hijas de María Isabel Cano Ku, propietaria del predio, fue la que descubrió el hurto.

Según los datos la joven, cuyo nombre no se proporcionó, llego al mediodía a su domicilio porque tenía que ir a la escuela, cuando vio que la puerta trasera estaba forzada y abierta. Al entrar se dio cuenta que no estaba su televisor de plasma y de inmediato llamo por teléfono a su mama, quien minutos más tarde llegó y revisó su casa, dándose cuenta de que faltaban también un lote de alhajas y dinero en efectivo.

Enseguida María Isabel Cano Ku reporto el robo a la Policía Municipal, cuyos elementos llegaron de inmediato al lugar en dos unidades de esa corporación. También llegó una patrulla de la Secretaría de SSSP.

Luego de tomar datos, los agentes de las dos corporaciones peinaron la zona pero no lograron detener a nadie, incluso varios vecinos con machete en mano ayudaron a los policías para buscar a los ladrones en el monte.

“Por aquí se fue”, dijo uno de los voluntarios, mientras señalaba una vereda que, según dice, conecta con el fraccionamiento Santa Cruz. En tanto, la afectada mantuvo al margen la información y en varias ocasiones oculto su rostro cuando vio la cámara del reportero, según dijo porque “de nada sirve que se publique si no van a regresar lo robado”.

Vecinos afirman que por el rumbo hay mucho monte, lo que aprovechan los delincuentes para cometer sus fechorías. “Por ahí se escapan cuando roban en el fraccionamiento San Isidro, usan una brecha que colinda con la colonia Fernando Novelo”, dijeron.- Pablo Chacón Y.




Volver arriba