Una casa para cachorros

Grupo voluntario de Valladolid hace algo por los perros

1 / 5


Un grupo de voluntarios en Valladolid construyó, sin conocimientos, pero con voluntad, una casa provisional para ocho cachorros, que después serán dados en adopción
Danielle Michon y Andrea Lorkowski, dos voluntarias, se encargaron de bañar a los ocho cachorros
En Valladolid, los voluntarios bañaron y revisaron a los ocho cachorros por si alguno tenía pulgas, parásitos o alguna enfermedad


VALLADOLID.- El radiante sol no fue impedimento, sino incentivo, para que un grupo de voluntarios decidiera construir una casa a cachorros en el barrio de Sisal.

Durante tres horas trabajaron para la construcción de la casa. Los voluntarios no tenían conocimiento de cómo hacerlo, pero sí tenían amor a los canes y mucha voluntad.

Al final, con mucho esfuerzo lograron formar el hogar de los pequeños perros.

Los ocho cachorros a los que les construyeron un hogar son cuidados por Margarita Martínez, quien vive en la calle 48-B entre 53 y 55.

La idea es cuidarlos, ponerles vacunas y darlos en adopción.

Danielle Michon, promotora del proyecto “Conciencia cariñosa” y voluntaria en la construcción de viviendas, explicó que los perros deben ser esterilizados para evitar la proliferación sin control en Valladolid. “Los dueños deben tomar conciencia”.-Tener un perro no es sólo alimentarlo, también hay que sacarlo a pasear, alimentarlo bien y esterilizarlo.-Con nuestra labor damos una posibilidad para que los perros sean adoptados; los alimentamos para que tengan una vida sana y conseguimos a personas con amor que los cuiden.

-Estos cachorros ahora tienen un lugar para refugiarse, pero aún falta mucho por hacer. Se espera que la sociedad se anime y ayude con donaciones.

Hace unos días, Danielle Michon vendió boletos para una rifa. Con lo recaudado pagó la operación de una perra con cáncer. “Aún faltan dos operaciones para que pueda salvarse”, indica.-ARNOLD GARCÍA MARTÍNEZ




Volver arriba