“Un sueño de todo el pueblo”

Pide comisario de Kimbilá que se siga el mercado

KIMBILÁ, Izamal.- Continúa la polémica sobre la construcción del mercado municipal en esta comisaría. El lío comenzó porque la autoridad municipal no realizó una consulta ciudadana para saber si la la obra es prioridad para los kimbileños.

El comisario municipal, Rogelio Can Moguel, pide que se deje construir la obra “que beneficiará a los habitantes de la comisaría; debemos estar unidos en torno a las mejoras de la población”.

-Creo que lo más importante es la unión del pueblo, debemos estar unidos para que las mejoras lleguen a Kimbilá; el tener un mercado municipal es el sueño del pueblo y se está cristalizando. Es algo que levantaría la economía de la comisaría. Sólo un grupo de personas no quiere que se haga el mercado -dijo el comisario.

Durante una plática, Can Moguel accedió a contestar unas preguntas.

-¿Se consultó a los pobladores de la obra?

-Te diré que no, la verdad no se hizo, pero la obra está ahí y es benéfica, no se por qué un grupo de gente no quiere que se haga.

-¿Cuántos locales tendrá el mercado? -Sé que son 12 los que se pondrán en una primera etapa.

-¿Quiénes serán los beneficiados? -Los beneficiarios serían los carniceros, ellos dan mala imagen los puestos alrededor del parque, en el lugar que ocupan actualmente estarían estacionándose los autobuses, luego vendría otra etapa donde se contemplaría a los artesanos, todo paso a paso hasta lograr terminar el mercado con 36 locales… eso me han dicho.

Sobre las firmas que fueron recolectadas comentó: “Se juntaron las firmas desde el martes; el jueves se las llevaron a Izamal, fueron más de 1,000 las que recolectamos, creo que sólo es un grupo de personas el que no quiere que se haga el mercado”.

-Le pido al pueblo que este unido, no quiero problemas, la gente debe entender que ya la política terminó y es hora de trabajar, aquí no hay rojo, azul o amarillo, aquí estoy para trabajar por el pueblo y cuando quieran información vengan al palacio -dijo el comisario.- J. C. P. K. Diario de Yucatán




Volver arriba