Aprenden a cosechar la flor de la jamaica

Ese cultivo, una alternativa más en Tzucacab

TZUCACAB.- La empresa Nutricéuticos del Mayab, en coordinación con la Comuna, invitan a productores a unirse en un programa para la producción de jamaica.

El plan consistiría en que la empresa ofrecería las semillas, asesoría y mercado seguro con buenos precios para la compra de jamaica.

En una reunión, Juan Antonio Rivera Lorca, representante de la empresa, explicó que ofrecerían las semillas de jamaica, asesoría técnica para la cosecha de la flor y un mercado seguro donde se vendería hasta en $50 el kilo, precio superior al que se paga actualmente en la región.

-El objetivo es ofrecer una alternativa más de producción temporal con trato directo y sin intermediarios.

-Nos dimos cuenta de que el principal problema de los productores se registraba durante la cosecha ya que no conocen las técnicas.

-Con un vídeo les mostramos la forma más fácil para cosechar y contratamos a una persona que inventó un aparato para realizar el trabajo sin el riesgo de lastimarse las manos.

-El cultivo de esta flor puede estar a cargo de mujeres ya que no se requiere de mucho esfuerzo -indica.

Durante la reunión se presentaron varios testimonios de agricultores que manifestaron que sus problemas se registraban en la cosecha y la búsqueda de mercados para la venta de su producción.

El agricultor Félix Hoil Balam dijo que los problemas a los que se enfrentan se presentan a la hora cosechar y al secar las flores.

-Cuando me tocó cosechar en una ocasión tuve muchos problemas. En un día sólo pude llenar una cubeta.

-Con la técnica que nos mostraron ahora sí puedo entrar a esta producción.

José Vega Acevedo, director de Desarrollo Rural Municipal, señala que su departamento colabora con la empresa para que los agricultores tengan una opción más de producción.

-La empresa ofrece asesoría técnica y dará seguimiento desde la siembra del fruto hasta su cosecha.

-Se ofrecerán todas las facilidades y por eso participamos como coordinadores.- Martín Chac Bacab




Volver arriba