Madres de Tizimín reciclan y hacen manualidades

Cursos ecológicos para amas de casa en el Tecnológico

1 / 3


Una niña de la colonia Santa Rosa de Tizimín muestra en sus manos los trabajos que elaboró con su mamá
Participantes del curso de manualidades recibieron reconocimientos. Debajo, alumnos muestran una lámpara de material reciclado


TIZIMÍN.- Con la intención de generar conciencia entre la población, alumnos del Instituto Tecnológico concluyeron, el miércoles 28, los cursos ecológicos implementados en diferentes sectores de la ciudad.

Como parte de las actividades de la materia Taller de Divulgación Científica y Educación Ambiental, alumnos del 4o. semestre de la licenciatura en Biología impartieron cursos gratuitos de reciclaje, cuidado del agua y agricultura.

-Todo esto es para crear conciencia y limpiar el planeta de la contaminación -explicó Josué Tec Rosado, alumno de la carrera.

-El principal objetivo de reutilizar estos recursos es aplicar nuestros conocimientos en la comunidad por medio de talleres de aprendizaje sobre reciclaje con PET.

-Somos cinco académicos quienes hemos dedicado dos horas diarias para que las madres de familia no sólo reciclen botellas, sino que se reutilicen en el hogar y así hagan del reciclaje un negocio -dijo.

En el sector Santa Rosa de Lima, 29 mujeres se dieron cita para aprender a realizar manualidades con las botellas de refresco y de detergentes o garrafones de agua.

En el lugar se podía apreciar la dedicación de estas mujeres para concluir sus trabajos.

Antes de concluir las actividades, los alumnos explicaban, mediante diapositivas, los problemas de contaminación mundial.

Las mujeres se sorprendieron al escuchar que en países como China ya no hay aves , porque una capa de humo cubre la ciudad.

De inmediato el asombro llevó a las preguntas de las amas de casa quienes consideraron poner un granito de arena divulgando lo aprendido en sus comunidades y, a la vez, verse beneficiadas con el nuevo negocio. Dentro de su participación, Martha Rosado Güémez mencionó que a ella le agradaron los cursos porque aprendió a realizar manualidades sencillas con desechos.

Suemy Rosado externó su sorpresa al ver qué tan contaminado está el planeta. “No entiendo cómo hay personas que no han sentido los rayos del sol y sólo conocen paisajes por cuadros o proyecciones de televisión”.

-A mis hijos les encantaron las actividades y aunque el curso era para las mamás, los niños nos ayudaron y aprendieron -dijo Rosa Gabriela Méndez Canché.

Vistosas manzanas artificiales, dulceras de cochinitos, flores, lámparas y hasta cortinas de baño, fueron parte de las manualidades que se podían apreciar al término de estos cursos.

Los jóvenes estudiantes repartieron reconocimientos a las presentes por su participación en los cursos.

Las mujeres comentaron entusiasmadas que venderían sus artesanías.- JACQUELINE MEJÍA CASTOR

De un vistazo

Dedican tiempo

Cinco académicos los que dedicaron dos horas diarias para que las madres de familia no sólo reciclen botellas, sino que las reutilicen en el hogar y hagan del reciclaje un negocio.

Una participante

Una de las participantes, Martha Rosado Güémez, dijo que le agradaron los cursos porque aprendió a realizar manualidades sencillas.




Volver arriba