Desolada área artesanal

Por falta de ventas se retiran de una feria en Tizimín

1 / 9


Desolada se encuentra el área de artesanías en la Expo Agro. Los artesanos dicen que mueren de aburrimiento, y comienzan a inquietarse por la falta de compradores. Debajo, algunos visitantes que preguntan, pero no compran ningún producto
Artesanos invitados a la Expo Agro Tizimín 2014 esperan a posibles compradores. La poca gente que llega sólo pregunta, no compra
La desesperación llevó a algunos artesanos a ofrecer su mercancía en las gradas del Centro Ecuestre a las pocas personas que esperaban un espectáculo. A la izquierda, un vendedor elabora una de las artesanías que ofrece en la Expo Agro 2014 en Tizimín
Trabajos a mano con acabados en piel, yute, palma, piedra tallada, mármol, medicinas, dulces, cremas, hamacas, hipiles y diversos bordados, en la Expo Agro de Tizimín 2014


TIZIMÍN.- Artesanos invitados por la Sagarpa para exhibir y vender sus artesanías traídos desde Campeche, Quintana Roo y de diversos municipios de Yucatán, mueren de aburrimiento y comienzan a inquietarse por la falta de compradores en la Expo Agro 2014.

El viernes 29, en pleno apogeo y a solo dos días de la inauguración de la Segunda Feria del Caballo, los artesanos se comenzaron a retirar al no haber ventas.

Dentro de sus comentarios, expresan que la poca gente que los visita solo pregunta, pero no compra.

Los artesanos informan que no hay ventas y a pesar de que fueron invitados por la Sagarpa y no les cobraron por el lugar, ya se están desesperando por la falta de compradores.

“¿A quién le vamos a vender si no hay gente? Ahora nuestros productos no están caros, están al costo; precio de fábrica se les da para que aprovechen”.

Dentro de las tres enormes naves que se colocaron para exhibir las artesanías se pueden apreciar trabajos a mano con acabados en piel, yute, palma, piedra tallada, mármol, coco e infinidad de productos derivados de la miel como jabones, medicinas, dulces, cremas, etc., además de hamacas, hipiles y diversos bordados.

Degustaciones

También se pueden encontrar degustaciones derivadas de la agricultura local, manualidades para el cabello, venta de autos, instalación de celdas eléctricas, muebles y productos lácteos de las rancherías cercanas.

Aunque los artesanos manejan precios de 5 y 10 pesos, son pocos las personas que se acercan a comprar.

En artesanías más ostentosas como muebles, zapatos y bordados finos, los precios varían de 50 a 1,000 pesos, dependiendo del tamaño, material y la manualidad.

En el lugar se nota la falta de espectadores y la poca venta para estos comerciantes. Dentro de su desesperación, algunos artesanos salieron del área de exhibición para ofrecer sus productos en las gradas del Centro Ecuestre. Triste sorpresa se llevaron cuando observaron que eran contadas las personas que esperaban a que comenzara el espectáculo de monta de toros profesionales.

Ni en los alrededores se apreciaba la afluencia de gente. La mayoría de los locales estaban vacíos. Un mielero y varios artesanos se desesperaron y se retiraron el viernes al mediodía.

“Esperamos que este domingo, aprovechando que es quincena, la gente visite el lugar y podamos vender algo”, dijo un artesano.- JACQUELINE MEJÍA CASTOR

De un vistazo

Artesanos que están en la Expo Agro dicen que pasan hambre y calor.

Ni refrescos. Según comentan, como no han vendido, no pueden gastar en comida ni bebidas para refrescarse.

Bajo toldos. Además se quedan a dormir bajo los toldos porque no hay seguridad.

Una posada. Les ofrecieron quedarse en una posada que se adaptó para ellos en el recinto ferial, pero pocos son los que van ahí por temor a dejar su mercancía desprotegida.



Volver arriba