Apertura a la diversidad

Un sacerdote y un transexual, en la Uady de Tizimín

1 / 3


Jóvenes en el módulo para la prueba rápida de VIH-sida. A la izquierda, el presbítero Raúl Lugo Rodríguez y la activista transexual Gelmy Zavala
Alumnos escuchan una plática sobre cuidados para prevenir enfermedades de transmisión sexual


TIZIMÍN.- Religión y diversidad sexual fue uno de los principales temas que se debatieron ayer durante una conferencia en el auditorio de la Unidad Multidisciplinaria Tizimín (UMT), conocida como campus de la Uady.

El foro incluyó preguntas y respuestas, en marco de las jornadas de diversidad sexual que realiza la Nueva Federación Universitaria.

En la conferencia los protagonistas fueron el presbítero católico Raúl Humberto Lugo Rodríguez, quien es licenciado en Sagradas Escrituras por el Pontificio Instituto Bíblico de Roma, y Gelmy Zavala, activista transexual, también católico.

Ambos respondieron las dudas de los jóvenes, tales como la conveniencia de la adopción de un bebé en una pareja del mismo sexo o la aceptación de un transexual en la Iglesia Católica.

En ambos casos la respuesta fue positiva.

El padre Lugo Rodríguez es autor de numerosos libros entre ellos “Iglesia católica y homosexualidad” (Editorial Nueva Utopía, Madrid, 2006), que en principio fue un conjunto de notas del sacerdote para asistir a un grupo gay que no quería alejarse del catolicismo y nutridas de consultas y confidencias sobre el tema. Puestas en internet, las notas despertaron el interés de una pequeña editorial española que, previo permiso y revisión del autor, publicó el libro.

Ayer en Tizimín, la conferencia fue muy amena, pues Gelmy Zavala dio su testimonio de cómo fue aceptada en la religión católica, a pesar de su personalidad con características del otro sexo.

Relató a los estudiantes que cuando era adolescente estaba en un grupo juvenil de la iglesia y tenía el temor de no ser aceptada después de operarse para cambiar a otro sexo; sin embargo, le abrieron las puertas.

Además de la conferencia, se transmitió un cortometraje de tolerancia y diversidad sexual a los jóvenes.

En los pasillos del auditorio se instaló un módulo para los jóvenes interesados en realizarse la prueba rápida del VIH-sida.El alumno Andrés Campos Castillo, de la licenciatura en Biología, dijo que en Tizimín sólo por el día de ayer se realizaron las jornadas y se trajo a gente especializada y actualizada en el tema.”Nos pareció una conferencia muy acertada, los jóvenes se veían interesados y encantados con la mentalidad abierta de los exponentes”, dijo.- WENDY UCÁN CHAN




Volver arriba