Aumenta un pleito

TEKAX.- María Caridad González Cuervo dice que no envió mensajes de amenazas de muerte a Mauricio Silva Mártir ni le denunció en la PGR sino en el INAH y que esta dependencia clausuró el muro que se construía en un camino con vestigios mayas.

Mauricio Silva la semana pasada informó que el martes 10 ratificó su demanda en la PGR por amenazas de muerte y entregó ahí fotos de los mensajes intimidatorios contra él y su familia que recibió en su teléfono celular.

Caridad González precisa que “mi demanda fue en el INAH, prueba de ello fue que clausuraron la construcción de la barda porque se tocaron mules (montículos o pirámides artificiales)”.La mujer anuncia que “ampliaré mi demanda porque mis animales se están muriendo en mi rancho”.También precisa que “antes que Mauricio Silva interponga su demanda en la PGR, presenté en el Ministerio Público las demandas 585/12ª/2013 y 729/12ª/2013 contra Romero Rivera Rodríguez y Silva Mártir porque me amenazaron en mi casa. La mujer insiste en que existe un camino de servidumbre de paso que va de su rancho Xtac-ché y cruza en medio de la propiedad de Mauricio Silva Mártir, y en que le robaron la reja de entrada de su propiedad. Silva Mártir, a su vez, dice que el único camino de servidumbre de paso registrado y asentado en el plano de la propiedad de su hijo Juan Mauricio, dónde se levanto la barda, es el de Kancab-Kantemó.-Escuché que Mauricio Mártir declaró en la PGR y reconoció que él mandó a poner la barda porque estaba dentro de la propiedad de su hijo -dice Caridad González. -Pero no ha podido acreditar que es de su propiedad el terreno donde levantó la barda y cerró el camino de servidumbre de paso -añade. -El terreno en pleito “Xul-Yuc” está en el kilómetro 15.5 de la carretera Kancab-Kantemó.María González dice que cuando acudió el INAH a clausurar los trabajos, se toparon con el albañil Pedro Novelo Góngora, quien levantaba la barda y dijo que fue contratado y que si Diego Barrera le pagaba, la derribaba. Ante la solicitud de Silva Mártir al Instituto de Migración de México para que investigue la situación migratoria de Caridad González, la mujer afirma que es mexicana y activista de Protección Animal (APA) en México.- JULIO CAAMAL C.




Volver arriba