Solicitan láminas tras un incendio

Familia de Ticul pide ayuda para acabar un cuarto

Uno de los bomberos que apagaron el incendio en la casa de Rosa Ojeda Uribe

TICUL.- Tras perder todo en cuestión de minutos por un incendio, la familia Ojeda Uribe recibió anteayer del DIF Municipal unos cobertores y una despensa.

Entrevistada en su domicilio en la calle 35 entre 22-A y 24 del barrio de Santiago, aún afligida por ver cómo el fuego consumió su patrimonio en cuestión de minutos, Rosa Elena Ojeda Uribe, señala que los daños y las pérdidas fueron cuantiosas.

-Se perdió una televisión, dos estufas, ropa, ventiladores, una cama, un ropero. En uno de los cuartos quemados, se perdieron todos los bienes y los recuerdos que teníamos de nuestros abuelos.

-Gracias a los vecinos logramos rescatar gran parte de la mercancía -agrega.

Sin donde dormir

-No tenemos donde dormir, el miércoles dormimos en el tendejón; aunque tenemos un cuarto de concreto que estamos levantado, nos hace falta el techo. Esperemos que la gente nos ayude con las láminas de cartón; ahora sólo tenemos la tienda, de ahí saldrá para comprar todo de nuevo -manifiesta.

Al preguntarle como se inició el fuego, la mujer recuerda que estaba lavando trastes y “sentí la sensación que alguien me dijo: ‘Mira atrás’”.

-Cuando volteé a ver vi el humo que salía en la parte de la cocina, cuando me acerqué vi la candela y le eché agua, pero la llama creció y alcanzó el techo -relata, afligida.- Sergio Iván Chi Chi




Volver arriba