Violencia en Flamboyanes

La Policía local y vecinos se acusan, por 9 detenidos

Daniel Escudero ante su casa, de donde policías sacaron a su nieto Manuel Tecna Martínez

PROGRESO.- La agresión de un menor que fue lesionado de gravedad con un cuchillo o botella rota ocasionó una operación policíaca en Flamboyanes, con saldo de nueve detenidos.

El director de la Policía Municipal, Carlos Eduardo Flores Moo, afirma que las nueve personas fueron detenidas durante una emboscada y batalla campal contra los agentes que buscaban a los agresores del menor.

Sin embargo, vecinos y familiares aseguran que los policías allanaron casas y, en un abuso de autoridad, sacaron de ellas a los hoy detenidos.

Flores Moo informa que anteanoche, poco después de las 8, dos sujetos identificados como “Pollito” y Manuel Tecna Martínez agredieron a un menor de edad que salió de un cíber de la avenida principal de Flamboyanes.

Tecna con un cuchillo o pedazo de botella le ocasionó varias heridas en el costado izquierdo al menor, quien de urgencia fue llevado al hospital O’Horán por una ambulancia de la Cruz Roja.

Tras el reporte, patrullas de la SSP y municipales fueron a Flamboyanes.

Flores Moo indica que en la calle 53 entre 56 y 58 localizaron y detuvieron a Tecna Martínez, tras imponerse a los familiares que se opusieron a la detención.

Emboscada

Sin embargo, una patrulla municipal que iba al predio del menor para avisar a los familiares que se detuvo al presunto agresor, al pasar por la avenida principal fue emboscada por poco más de 30 vecinos y presuntos vándalos, que colocaron piedras en la vía.

Flores Moo indicó que los cuatro policías fueron bajados de la patrulla 2002, “al parecer para lincharlos”.

A uno de los policías lo intentaron agredir con un machete, pero llegó una patrulla estatal al rescate de los agentes municipales. Sin embargo, los vecinos apedrearon las dos patrullas.

Ante ello, los agentes pidieron refuerzos para poner orden y detener a los agresores, que intentaron huir y esconderse en los predios.

Flores Moo asegura que una mujer (al parecer Reina Pat Flores, quien fue detenida) le propinó un botellazo a un policía, cuyo casco le protegió, aunque sufrió heridas en la mano.

A un agente que entró al rescate de su compañero, agregó Flores Moo, la mujer le echó en el cuerpo aceite quemado e intentó prenderle fuego. Pero el policía fue rescatado por los demás agentes, quienes además detuvieron a la agresora.

El director policíaco indica que luego Irma del Río, ex delegada municipal, molesta porque uno de sus hijos identificado como presunto vándalo fue detenido, comenzó a azuzar a los vecinos para que lapidaran la casa de la comisaria municipal, Guadalupe Quiñones.

Guardaespaldas

Ante el temor de la agresión, la comisaria pidió ayuda de la Policía Municipal y la llevaron al local del comisariado, que se mantuvo custodiado por los agentes.

La incursión policíaca concluyó cerca de la medianoche con la detención de nueve personas y su traslado a la SSP en Mérida.

Los agentes municipales interpusieron ante la Fiscalía estatal una denuncia por daños a las patrullas y las agresiones.

Concepción Sauri, Amparo Prado y otras vecinas de Flamboyanes, a su vez, afirman que fueron testigos de los hechos de anteanoche y que los policías se excedieron en sus funciones y actuaron con prepotencia al detener a Reina Pat Flores, vecina de la calle 53 entre 60 y 62, y a sus tres hijos, Víctor, de 18 años de edad, Daniel, de 12 años, y otro de 14 años.

Aseguran que la mujer y sus hijos no tuvieron nada que ver en el escándalo que se suscitó en la avenida principal de Flamboyanes y que ignoraban que antes habían herido a un menor y que por eso intervino la Policía.

Sacados de su casa

-Vimos que lleguen varias patrullas, como 12; los agentes se bajaron y lo primero que hicieron fue detener a Reina y sus tres hijos, a quienes sacaron de la casa con lujo de violencia -relata una de las vecinas.

Robo de celular

Amparo Prado denuncia que un policía le arrebató al hijo de ella el celular con que grababa las acciones, y no le devolvieron el aparato.

La vecina muestra documentación de denuncias interpuestas ante la Comisión de Derechos Humanos de Yucatán contra los policías.

María Escobedo Rosado, por su parte, relata que anteanoche, como a las 9:30, los policías detuvieron a Manuel Tecna Martínez y al parecer también a Christian Ku del Río, hijo de Irma del Río.

-Manuel Tecna jugaba a las puertas de la casa de sus abuelos Daniel Escudero Cetina y Teresita de Jesús Rosado cuando llegaron los policías y lo detuvieron.

Daniel Escudero, a su vez, asegura que su nieto Manuel momentos antes estuvo con su novia, pero los policías insistieron en detenerlo y acusarlo de agresión.

Según los informantes, Tecna Martínez, al ver a los agentes, entró a la casa de sus abuelos, pero los policías lo sacaron.- Gabino Tzec Valle




Volver arriba