Piden salvar al mero

Urgen medidas, advierten en una segunda reunión

El empresario Juan Selem Berrón (playera verde) expuso en la reunión realizada ayer que el negocio de la captura del mero ya se acabó

PROGRESO.- Armadores, cooperativistas, empresarios, científicos y autoridades pesqueras se reunieron por segunda ocasión ayer para tomar medidas y prevenir la extinción del mero.

El presidente del Sistema Producto Mero, Manuel Sánchez González, quien encabezó la segunda reunión, señaló que en el sector pesqueros no hay milagros.

-Así que hay que tomar decisiones y estrategias que ayuden a recuperar la biomasa y los volúmenes de captura de la especie -dijo.

-El último milagro, en el sector pesquero, que pudo ser la tabla de salvación del mero, fue el pepino de mar, pero lo pateamos, así que no esperemos más milagros, las medidas las tenemos que tomar nosotros, porque sino no va a funcionar -expuso el también empresario.

El comisionado estatal de Pesca, Delfín Quezada Domínguez, señaló que tomar decisiones no es fácil, pues se debe consensuar entre el sector pesquero.

Indicó que el mero es la columna vertebral de la economía costera de Yucatán, así que cada estrategia que se acuerde debe ser consultada.

-Si no cuidamos el mero, se va a ir como ocurre con el pepino de mar, que en cuatro años ya se acabó, por eso es urgente tomar medidas para salvar al mero y buscar los mecanismos económicos para apoyar al pescador -apuntó el funcionario.

En la reunión asistieron empresarios y armadores pesqueros de este puerto y Celestún, así como directivos de cooperativas de Sisal, Dzilam de Bravo, San Felipe, Río Lagartos y El Cuyo. También estuvieron Álvaro Hernández Flores y Thierry Brulé, científicos del Inapesca y del Cinvestav, respectivamente y Víctor Alcántar Cárdenas, delegado de la Conapesca.

El empresario Juan Selem Berrón, dueño de la congeladora Pulmero, advirtió que el negocio de la pesca de mero se acaba y se necesita aplicar medidas drásticas, porque los barcos arriban con capturas de 300 a 500 kilos.- GABINO TZEC VALLE

De un vistazo

Pérdidas por $50,00

El empresario Juan Selem Berrón explicó que por salida de barco pierde $50,000, porque los volúmenes de captura son insuficientes para costear los gastos de operación. Instó a que se acuerden y apliquen las medidas necesarias, porque “el mero se está acabando y corre el riesgo de correr la misma suerte del pepino de mar, que también se acaba”.

Un viaje por mes

En la reunión se propuso que los barcos den un viaje por mes y proponer al gobierno federal que se aplique un programa de retiro voluntario de los barcos escameros, como se hizo en su momento con los camaroneros, y se reiteró el plan de veda de dos meses para 2015.

wInvitarán a la ConapescaSe informó que ya se invitó al titular de la Comisión Nacional de Pesca y Acuacultura (Conapesca) para que sostenga una reunión con los representantes del sector pesquero de Yucatán y se acuerden las medidas que se aplicarán para rescatar al mero. En la tercera reunión se analizarán las medidas finales que se propondrán.




Volver arriba