Apoyo a más vacaciones

Alertan del efecto de largas clases en los estudiantes

Alumnos de la primaria Vicente Guerrero, que presentarán sus últimos exámenes el lunes y martes

PROGRESO.- Las clases ya concluyeron en todas las escuelas, el lunes y martes próximos se aplican los exámenes en todas las primarias y en las dos primeras semanas de julio se refuerzan conocimientos, dicen profesores.

Entrevistados por separados, Gonzalo Pech Estrada y Míriam Tinal López, director y presidenta de la sociedad de padres de la primaria Vicente Guerrero, señalan que hay que analizar los pros y contras de la propuesta de dos meses de vacaciones.

Tanto el profesor como la ama de casa coinciden en que cuando estudiaron la primaria gozaron de dos meses de vacaciones, que comenzaban el 1 de julio y terminaban el último día de agosto.

-Las clases comenzaban el 2 de septiembre, porque el 1, día del informe presidencial, no había labores y se prolongaba un día las vacaciones -recuerda Pech Estrada.

-Fue a partir del gobierno del presidente (Ernesto) Zedillo (Ponce de León) cuando se extiende el período escolar y se reducen los días de vacaciones -añade.

En años anteriores, las vacaciones de verano empezaron el 8 de julio, pero este ciclo escolar acabará el 15 de julio próximo para reponer los últimos viernes de cada mes que se tomaron para juntas de Consejo Técnico.

Gonzalo Pech indica que el lunes y martes próximos habrá exámenes en todas las primarias y a partir del 1 de julio se suben los resultados, así que prácticamente concluyen las clases.

Pero de acuerdo con el calendario escolar de 200 días, hay que continuar dando clases, reforzamiento y repaso de temas.

De la propuesta de dos meses de vacaciones, dice que hay que analizarla muy bien y se debería tomar en cuenta la opinión de los profesores, que son quienes tienen la experiencia en las aulas.

Opina que debido a que la propuesta es ampliar la jornada diaria de clases para completar los 200 días escolares, el problema estará en las escuelas de doble turno, porque las matutina saldrán a la 1 de la tarde y las vespertinas, a las 8 de la noche.

-No es mala la propuesta, pero hay que analizarla muy bien. Además de los beneficios económicos que tendrá y el impacto en la convivencia familiar, hay que tomar en cuenta el aspecto educativo, el tiempo que deberán de permanecer los niños en las escuelas y su rendimiento por las horas -detalla.

Míriam Tinal, a su vez, recuerda que los dos meses de vacaciones les permitía a sus papás programar paseos en Mérida y acudir a la playa.

-Si antes las vacaciones escolares de verano eran de dos meses y no se complicaban las clases, bien se puede retomar y programar el plan de estudios para que terminen en junio y el 1 de julio se salga de vacaciones -considera el ama de casa.

-Los alumnos van a presentar exámenes y se acabó el programa, pero como oficialmente terminan en julio, tienen que acudir a las escuelas para el reforzamiento -indica.- Gabino Tzec Valle

De un vistazo

Cursos de verano

De concretarse los dos meses de vacaciones, se podrían programar cursos de verano de inglés y actividades recreativas, dice Míriam Tinal López, presidenta de de padres de la primaria Vicente Guerrero.

Beneficio económico

Además, añade, habrá derrama económica en la costa por la ocupación de las casas de veraneo, entre otros beneficios.




Volver arriba