“¡Qué siga la fiesta!”

Cancelan festejos de Libre Unión tras un homicido

LIBRE UNIÓN, Yaxcabá.- A un día que el oficial de la SSP Bernardo Aké Yeh falleció por un disparo realizado por Antonio Jiménez Tepate, vecino de esta comisaría, en montes de esta comunidad, “por órdenes superiores” se canceló ayer la fiesta popular en honor a la Santa Cruz, que empezó el viernes 2 y debía terminar anoche, aunque hoy se realizaría un torneo de lazo extra.

Jiménez Tepate disparó al oficial cuando era perseguido tras fracasar su intento de rescatar a su hijo Juan Pablo Jiménez Suaste, detenido anteayer en la mañana por riña y escándalo tras el baile en esta comisaría.

La alcaldesa de Yaxcabá, Melba Roxana Gamboa Ávila, se reunió ayer en la mañana con los pobladores y algunos palqueros junto al tablado de las corridas.

-Quiero manifestarles que por órdenes superiores se suspende la fiesta de la población, ante los hechos lamentables de ayer (por el domingo) y por seguridad de toda la población, ya que desgraciadamente hay dos familias enlutadas y otras en estado de desesperación y de espera para que se restablezca la salud de sus familiares.

-Por esa razón vengo frente a ustedes para dar la explicación concreta -indicó la edil.

-Sé que muchos de ustedes han comprado ya sus boletos para esta noche del baile; otros están ya listos para estar en la corrida de toros y terminar su fiesta.

-Pero la fiesta por órdenes superiores se cancela, por seguridad de los presentes.

-Seguramente ustedes, como lo están expresando ahora, están molestos ante esta situación, pero creo que sí se realiza la fiesta, será de grave, porque al rato al calor de las copas seguramente alguien tocará el tema y empezarán otra vez los pleitos, cosa que dejará mal a esta población, que se distingue por su tranquilidad y amabilidad -afirmó.

En ese momento, un grupo de jóvenes y adultos le gritó y exigió a la alcaldesa que la fiesta continúe.

-¡Qué siga la fiesta! ¿Por qué no se hace la fiesta, si lo que ya pasó, ya pasó? Ahora creo es mejor que se termine la fiesta -dijo uno.

Algunas mujeres gritaron a la alcaldesa: “¡Qué se haga la fiesta, ¿por qué lo cancelas? ¿por qué hasta ahora se le acuerda cancelarla?”.

La alcaldesa les respondió: “Vengo por órdenes superiores, para seguridad de ustedes; pero si alguien de ustedes se hace responsable de la fiesta, levantemos un acta y firmemos las partes responsables para que la fiesta siga”.

-Pero que quede claro que vengo para garantizar la seguridad de todos ustedes y creo que lo más importante es la seguridad de la gente de este pueblo y de otros lugares.

-Si alguien de ustedes quiere, firmemos un acta de los que sean responsables y se acabó, que siga la fiesta.

Ante ello, algunos que pedían que siguiera la fiesta se callaron y algunos palqueros le dijeron a la alcaldesa que la suspensión es lo más apropiado.

En el centro de la comisaría ayer mismo comenzó el retiro de puestos.

Los chicharroneros que llegaron para la corrida de toros se trasladaron a Xocchel, donde se realiza la fiesta tradicional. Algunos dijeron que tenían al menos 100 bolsas de producto, cada una con precio de $5.- Megamedia




Volver arriba