Familia se lleva un susto

Hermetismo en el atropellamiento de un motociclista

OXKUTZCAB.- Menudo susto se llevaron los habitantes de la casa que se encuentra en el cruce de la calle 49 con 56 tras el encontronazo de dos vehículos, ya que uno de ellos derribó la barda de alambre y quedó a centímetros de impactar la casa.

Anteanoche, a las 8, una camioneta blanca con placas YT 45193, manejada por Vicente Suárez Quijada, fue impactada en su lado izquierdo por el taxi de la Untrac placas 52-71 YSD, manejado por Édgar Arnaldo Cab Góngora.

Por la fuerza del impacto, la camioneta se introdujo al jardín de un predio propiedad de Adrián Dzib Ucán, pero por fortuna la detuvo uno de los postes de hierro del cerco, por lo que el vehículo apenas tocó la pared de la vivienda.

De acuerdo con el peritaje hecho por la policía en el lugar de los hechos, el culpable fue el chofer del taxi que por manejar en estado de ebriedad, no respetó la señal de alto, ya que la preferencia la tenía el conductor de la camioneta que iba sobre la 47 de Oriente a Poniente.

Por fortuna nadie salió herido, sólo hubo pérdidas materiales y el susto de la familia de la casa. Ambos vehículos fueron trasladados al corralón para continuar con las averiguaciones de rigor.

Motociclista arrollado

Otro accidente ocurrió a las 10 de la noche del mismo sábado en la calle 66 con 51, cuando un motociclista que bajaba del cerro se asomó intempestivamente, al mismo tiempo que una camioneta circulaba sobre la 51 y no pudo evitar arrollarlo.

No se pudieron tener más datos del accidente, ya que se dijo que sólo la Dirección de Policía podía proporcionar información. Sólo se supo que el atropellado fue llevado a Mérida en estado delicado.- Francisco Tejero M.




Volver arriba