Viste a San Antonio en Ucí desde hace 10 años

Por primera vez le hace dos trajes, uno por encargo

1 / 2


Zenaida Chalé Pech, oriunda de Ucí y residente en Cancún, junto a la imagen de San Antonio de Padua con un traje hecho por ella, como una promesa por los favores del santo patrono de Ucí, comisaría de Motul
San Antonio de Padua con un traje que Zenaida Chalé Pech le confeccionó por su promesa


MOTUL.- Los devotos corresponden de diferentes maneras a los favores recibidos de San Antonio de Padua.

Por ejemplo, Zenaida Chalé Pech, modista, desde hace más de 10 años que le confecciona un traje a San Antonio de Padua, patrono de la comisaría de Ucí, para agradecer los favores recibidos.

La devota obsequia un traje para que la imagen lo estrene cada 13 de junio, día de San Antonio de Padua, durante la tradicional procesión.

En entrevista, Zenaida Chalé recuerda que en una ocasión por problemas de salud propia y de su hijo pidió con fe a San Antonio de Padua que se recuperaran y se les concedió los favores.

-En agradecimiento le hice la promesa de que cada año le confeccionaría un traje para que use en su fiesta tradicional anual.

-Cada año es un modelo diferente que confecciono con mis propias manos, utilizando telas de algodón en color púrpura en café y vino, que se convierten en una sotana y capas, una grande y una pequeña, que se borda con listones de seda y organza que le dan forma y el distintivo a otros trabajos que se hacen.

-Este año fue el primero que acepto confeccionar un traje a San Antonio de Padua por encargo de otro devoto al santo, pero eso no significó que no hiciera el de mi promesa. Y pese a que cada uno me lleva cuatro meses en hacerlo, dedicando cuatro horas días a costurarlo, en esta ocasión hice dos.

Durante la misa del día de San Antonio de Padua, se entrega el traje para que sea bendecido y lo luzca en su fiesta tradicional.

La devoción a San Antonio de Padua caracteriza a los vecinos de Ucí.

En la fiesta tradicional del patrono, que este año acabará el domingo 22, la imagen recibe desde uno y hasta siete trajes por año, como agradecimiento por los favores recibidos, que luce en las misas especiales, de bodas y XV Años.- Mauricio Can Tec




Volver arriba