Un ebrio orina en cancha de Motul

Un policía lo vio entrar a la bodega y pidió refuerzos

MOTUL.- Luis Gaspar Balam Dzul, de 25 años de edad, terminó su noche de parranda en la cárcel pública, luego de que pasado de copas pretendió inaugurar la nueva cancha de básquetbol bautizándola con su orín.

Alrededor de las 3 de la tarde, Balam Dzul, originario de Cacalchén, llegó de su trabajo de albañil y, con un grupo de amigos, visitó varias cantinas. Cuando se dirigía a buscar el taxi para llegar a su municipio le dio por orinar.

Al no encontrar un baño por estar en el centro de la ciudad, se le hizo fácil entrar en la bodega que está bajo las gradas de la nueva cancha de básquetbol.

Al estar la bodega sin candado en su puerta, el sujeto logró colarse; por lo inconveniente de su estado no se fijó que un policía municipal lo observó cuando entraba.

El agente pidió refuerzos y, mientras sus compañeros llegaban, se paró a la puerta de la bodega para llamarle la atención e impedir que orinara el lugar, pero ya era tarde para las advertencias.

Balam Dzul, al verse descubierto, se negaba a salir de la bodega y alegaba que no quería que lo detengan porque no había hecho nada, que sólo hizo una necesidad fisiológica y al no encontrar un baño entró ahí. El sujeto fue detenido y trasladado a la cárcel para el deslinde de responsabilidades por sus acciones.- MAURICIO CAN TEC




Volver arriba