Motul disfruta de dos paseos de Carnaval

Poca gente sale al Centro a ver pasar los desfiles

Participantes en el paseo de Carnaval de la parroquia de Motul

MOTUL.- Con dos paseos llenos de color, alegría y entusiasmo, pero con muy poca participación de la gente, ayer se realizó un día más de los festejos al dios Momo.

En el recorrido participaron los niños del catecismo de la parroquia de San Juan Bautista y los soberanos del Carnaval de esta ciudad.

A las 10 de la mañana, unos 150 niños, padres de familias y catequistas desfilaron por las principales calles del Centro Histórico de esta ciudad.

Los pequeños soberanos, “Javier I” y “Daylene I”, lucieron sus vistosos trajes. Ambos niños fueron elegidos reyes del Carnaval de la parroquia, tras ganar el concurso celebrado anteayer en el campo eucarístico.

Detrás de los reyes del carnaval de la iglesia desfilaron los príncipes “Amairany” y “Daniel”, vecinos de la comisaría de Kancabchén, seguidos de los soberanos de Pastoral del Amor, “Sahí I” y “Henry I”.

Luego de recorrer las avenidas céntricas, los contingentes se concentraron en la explanada de la céntrica iglesia y deleitaron al público con los bailables que los hicieron acreedores de sus bandas como representantes del carnaval de la parroquia de San Juan Bautista.

El otro paseo del Carnaval, con los soberanos de la ciudad, Guadalupe del Rosario Pisté Cua “Lupita I” y Ronnye Rafael Dzul Várguez “Ronnye I”, comenzó con dos horas de demora y con poca gente que salió de sus casas para ver el derrotero.

El recorrido partió del Cenote Sambulá y culminó en el Monumento a Felipe Carrillo Puerto, ubicado en la calle 26 entre 11 y 13, hacia la salida a Telchac Pueblo.

En total se recorrieron más de siete kilómetros, ya que la distancia del Centro al cenote son de unos tres kilómetros y la distancia del Centro hacia la salida a Telchac Pueblo son otros tres kilómetros, y todo eso tuvieron que caminar

La participación fue de más de 50 personas que se quedaron hasta las 2 de la tarde, que cruzó la caravana de cinco camionetas sobre el primer cuadro de la ciudad.Muchas personas dijeron lo mismo de todos los años: “siempre es lo mismo, no innovan la forma de atraer nuestras miradas hacia los festejos del Rey Momo”.Este año hubo muchos disfraces, aunque fueron pocos los vehículos del paseo, ya que participaron niños sonrientes y otros que presentaban caras de aburrimiento.Rumberas, piratas, trajes con plumas, penachos se pudieron ver en esta ocasión. Quien más llamó la atención fue la reina de la tercera edad, Fabiana Martínez “Fabiana I”, quien saludaba a los pocos presentes concentrados en los alrededores de la plaza cívica, la explanada de la iglesia y de la avenida 26 que divide esta arteria.- MIGUEL AVILÉS FERRERA [email protected]




Volver arriba