Pasa calvario por una cita médica

Un hunucmense espera un estudio desde hace meses

Enrique Canul Novelo con la orden médica de un estudio

HUNUCMÁ.- Un verdadero calvario ha resultado para Enrique Canul Novelo que el IMSS cumpla con hacerle un estudio esofagogástrico (del esófago y estómago), que un médico familiar del mismo instituto le recetó desde enero pasado.

“Hasta la fecha sigo en espera de que me den la cita para la realización del estudio, no obstante que se supone se pidió con carácter urgente”, dice Canul Novelo, de 64 años de edad.

De acuerdo con un documento mostrado por el denunciante, el estudio fue solicitado desde el 16 de enero pasado por la médica Claudia Alejandra Zel Ventura.

Canul Novelo recuerda que el 25 de febrero se presentó al IMSS de esta ciudad a las 10 de la mañana, y le informaron que ese mismo día era su cita pero en una hora que ya había pasado.

“Molesto les hice ver a los de administración que prácticamente todos los días había acudido a la clínica para preguntar por mi cita y hasta un día antes se me informó que no había llegado.

“Para calmarme me indicaron que iban a solicitar otra cita para el 2 de mayo a las 14:15 de la tarde.

“Ese día llegué temprano al hospital Juárez y luego de esperar y ver que la hora ya había llegado, pedí informes y grande fue mi sorpresa al ser informado que a mi nombre no había cita alguna.

“Ante mi inconformidad, me dieron otra cita para el 9 de mayo a las 5 de la tarde.

“Ese día me presenté, pero me salieron con que no podían hacer el estudio con el argumento de que la máquina estaba descompuesta y me pidieron que vaya a la dirección del hospital para tramitar otra cita.

“En la dirección, sin embargo, me mandaron nuevamente con el responsable del estudio, indicándome que éste debe darme la cita. Regresé, pero ya no encontré al doctor y tuve que regresar a esta ciudad sin cita alguna”.

Añade que el lunes 12 acudió a hablar con el director de la clínica local y le dijo que ya no tiene dinero para seguir viajando y él se ofreció a tramitar la nueva cita.

“Me pidió que regresara el miércoles 14, pero al acudir me salieron con que no había llegado mi hoja ni la cita.

Mismo alegato

“El jueves regresé a la clínica, solo para que me informen que no se pudo mi cita porque la máquina sigue echada a perder.

“Una enfermera me dijo que el director podría darme una nueva cita, pero ya molesto decidí no regresar y el mal sigue avanzando”, señala Novelo Canul, quien tiene problemas digestivos, del colon y del corazón.

El vecino afirma que ante la negligencia médica, está pensando en hacer un préstamo y acudir a una clínica particular para hacerse el estudio.- J.W.C.Ch.




Volver arriba