Investigarán más quejas

Informe de dinero en una primaria de Hunucmá

1 / 2


Niños toman agua purificada en el jardín Humberto Lara y Lara, en Hunucmá. A la izquierda, la directora de la escuela, Laura Anilú Ruiz González, y la secretaria de los papás, Martha Sansores Pech (de lentes), en la junta con los padres de familia a raíz de las quejas por la cuota voluntaria


HUNUCMÁ.- A partir del ciclo escolar próximo buscaremos que nuestro plantel sea de buena calidad, no solo de calidad, pero para eso es importante que empecemos en casa, dijo la directora del jardín de niños Humberto Lara y Lara, Laura Anilú Ruiz González, en reunión con madres de familia para aclarar dudas sobre las cuotas.

Durante la junta, en un salón de la escuela poco después de las 10:30 de la mañana, Laura Ruiz pidió a los padres acudir a la dirección y plantear sus inquietudes de manera educada, por el bien del plantel.

-El chisme no es parte de la educación -precisó la directora, quien con la directiva de la sociedad de padres rindió un informe de los ingresos por cuotas y actividades realizadas para recolectar recursos.

El viernes 4 un grupo de madres se quejó de que no les informan a qué se destinan las cuotas que ya pagaron y que son administradas por la directora de la escuela.

Aseguraron que en los últimos días se dejó se abastecer de agua purificada para los niños y desde hace seis meses se dejó de aplicar gel antibacterial a la entrada de la escuela, a pesar de los casos de hepatitis que se presentaron en el plantel.

Ayer se informó que hay $2,741 en caja y que con las cuotas se hizo la impermeabilización de techos, se reparó parte del alumbrado exterior y se compró material de oficina y de limpieza.

Sobre la venta del antiguo autobús que por un tiempo sirvió como aula, la directora dijo que todo se realizó con conocimiento de las autoridades educativas.

-No fue sencillo venderlo, pues fue necesario enviar oficios a la SEP, donde, entre otras cosas, le informamos que la estructura del autobús ya era nido de culebras, alacranes y zorros, y que representaba un peligro para los mismos alumnos.

-Finalmente nos autorizaron venderlo, lo que se hizo como chatarra, a Andrea del Carmen Choch May, quien pagó $2,319 por los 1,546 kilos que pesó.

-Con el visto bueno de la SEP, esos recursos se destinarán para la compra e instalación de nueva malla en el frente de la escuela -afirmó la profesora Laura Ruiz.

Recordó que las cuotas son acordadas en el inicio de curso entre los integrantes de la sociedad de padres de familia, y no son obligatorias, pero sí son importantes para el mantenimiento y mejoramiento de la escuela.

En la junta, que duró casi una hora, unas madres denunciaron que en ocasiones los baños se quedan sin papel higiénico y saben que al menos un niño se vio en la necesidad de reutilizar lo que estaba en el bote de basura.

En el salón del tercero B, la maestra, cuyo nombre no se precisó, puso un letrero donde informó a alumnos y madres que no había agua purificada por falta de pago de las cuotas de los padres.

Sobre la falta de papel en el baño, la directora pidió disculpas a las madres y dijo que se trató de un descuido.

Sobre el letrero en el salón de tercer grado, dijo que no lo sabía y lo investigará.

Las madres también se quejaron de que personal de limpieza hostiga a los niños, lo que también ofreció investigar la directora.- JOSÉ W. COB CHAY DiariodeYucatan

De un vistazo

Seis informes

La directora negó que no se informe de los movimientos económicos por pago de cuotas y otros ingresos. “En lo que va del presente ciclo escolar hemos realizado cuatro informes: en septiembre, enero, abril y junio, sin contar el que realizamos ayer (por el lunes) y hoy (por ayer)”, afirmó.

Ni la mitad

La secretaria de la sociedad de padres, Martha Sansores Pech, dijo que la escuela atiende a 137 alumnos cuyos padres deben aportar una cuota de $20 mensual, así que en 10 meses de clases los ingresos deberían de sumar $27,400. “Sin embargo, ni la mitad de esos recursos se ha recolectado”, indicó.

Aún se aceptan cuotas

La directora dijo que oficialmente ya se cerró el período de cobro de cuotas y la entrega de los respectivos talonarios, pero si un padre de familia desea entregar su cuota, se le apuntará en una libreta de la sociedad de padres de familia.




Volver arriba