Abejas atacan a cinco personas en Hunucmá

Hospitalizan a 2 empleados que limpiaban un lote

La casona de una familia meridana donde un enjambre de abejas atacó a tres trabajadores. En la iamgen Ariel Cauich (casco rojo)

HUNUCMÁ.- Un enjambre de abejas atacó a cinco personas, entre ellas tres trabajadores municipales que limpiaban una casona de la calle 33 con 28 del centro de esta ciudad.

Los trabajadores Víctor Manuel Puc Tec y Esteban Chay Borges, de 56 y 60 años de edad, respectivamente, fueron llevados a un hospital de Mérida, pues presentaron alguna complicación, presuntamente por ser alérgicos a la picadura de abejas.

-Hasta a mí me picotearon las abejas, pero por fortuna no registré complicaciones -dice Ariel Cauich, responsable de la brigada de limpieza del Ayuntamiento.

El empleado indica que aunque el predio es particular y pertenece a una familia que radica en Mérida, la Comuna mandó a limpiarlo luego que vecinos del rumbo se quejaron de que la maleza invade la casona y ésta ya es nido de culebras, abejas y hasta plantas de pica pica.

Relata que ayer como a las 6 de la mañana fueron a limpiar el predio y vieron el enjambre cuando levantaron la lámina que tapaba un pozo.

Las abejas, que no son africanizadas, se encontraban en un panal de unos 60 o 70 centímetros de largo por unos 30 de ancho.

Según la Policía Municipal, los insectos también atacaron a Guillermo Aguilar Loría y a Shere Pérez. de 30 y 19 años de edad, respectivamente, quienes pasaron por ahí a esa hora.

A un costado del edificio se ubica un paradero de los taxis que vienen de Tetiz y Kinchil, donde esperan personas que viajan a Mérida.

En la Policía Municipal se informó que personal de Protección Civil fumigará el enjambre de abejas en la noche, cuando reposan los insectos.

Sin embargo, Ariel Cauich dice que un vecino de esta comunidad, al parecer apicultor, se llevó en una bolsa la colmena.

No obstante, entre los dueños de comercios y predios del rumbo persiste el temor a otro ataque de abejas.

En la contra esquina del predio está el campo de sóftbol Ramón Ortiz Ceballos.- JOSÉ W. COB CHAY




Volver arriba