Festejan 11 años de ordenación

Pobladores viven un día fuera de lo normal por misa

El padre Roberto Cuéllar Portillo en la misa de acción de gracias

SANTA CRUZ, Tixkokob.- El pasado martes 3 de diciembre esta pequeña comisaría, de escasas doce familias, se vistió de gala.

El párroco de la Iglesia de Nolo, Roberto Cuéllar Portillo, realizó una misa de acción de gracias para celebrar sus 11 años de ordenación sacerdotal. Fue ordenado en 2002 en la S.I. Catedral.

Desde temprano se vio el ajetreo de gente en la pequeña comunidad -que no es muy común-, ya que acudió gente de las iglesias de Kilinché, Oncán, Cucá, Techoh, Chochoh, Nolo, Tixpéual y Yaxkukul.

También estuvieron presentes los párrocos de las iglesias de Caucel, Baltazar Cervera Chuc; Melchor Trejo Alvarado, de la iglesia del Niño de Atocha de Mérida; José Antonio Cuesi de la parroquia de Telchac Pueblo; Aarón Dzib Montero, actual párroco de la iglesia de Cansahcab, y Amílcar Carrillo Gómez, decano del decanato cinco y de Tixkokob.

El festejado puntualizó que para la comunidad fue como una navidad adelantada, ya que se pintó la iglesia, se limpiaron las calles y la plaza y también se iluminó la iglesia, lo que le trajo recuerdos de sus épocas “cuando desfibraba el oro verde que era el henequén”.

Se siente agradecido

El párroco agradeció por los trabajos realizados en esta pequeña comisaría y en Nolo, todo esto con el objetivo de lograr que las autoridades tengan una bonita imagen de la comisaría.

El sacerdote agradeció también a Dios por haberle regalado el don del sacerdocio, y dijo que la manera de corresponder del pueblo debe ser con la oración.

“Exhorto al pueblo a celebrar estos tiempos donde la unidad familiar y el perdón es la alegría del Señor, y que nos enseña a vivir en la verdad y humildad, y reconocer nuestras propias carencias”.

Al término de la ceremonia se realizó un convivio con las personas que acudieron a la misa. Los pobladores fueron los encargados de organizar el convivio, que contó con varios invitados.- José Alfredo Islas Chuc




Volver arriba