Detenidos por una llamada ciudadana

Se robaban los medidores de agua potable en Motul

MOTUL.- La Policía Municipal detuvo y consignó, a la agencia 24 de la Fiscalía General del Estado, a dos jóvenes capturados la noche del jueves por el robo de medidores de agua potable.

Alrededor de las 10:15 de la noche, por medio de una denuncia ciudadana se supo que dos sujetos robaban el medidor de agua en un predio de la calle 24 con 29 del centro de la ciudad.

Se informó que los jóvenes vestían playeras negras. Al llegar la patrulla de protección 1004, al mando del oficial Carmen Antonio Nah, no se encontró a ninguna persona, pero sí observaron que el medidor de agua no estaba.

Ante eso realizaron un operativo de búsqueda y en la calle 22 entre 29 y 31 lograron ubicar a dos sujetos con las características descritas, quienes se pusieron nerviosos al ver la patrulla.

Estaban mojados

Al realizar la revisión de rutina, se detectó que ambos tenían las playeras, pantalones y zapatos mojados.

Al preguntarles el por qué estaban así, evadieron la pregunta diciendo que se acababan de quitar de la casa de un familiar, pero cayeron en contradicciones y confesaron haber robado medidores de agua y fueron arrestados.

Se les pidió que mostraran las casas donde robaron y señalaron la calle 24 entre 25 y 27, y el predio marcado con el número 295-A.De igual manera señalaron haber robado en dos predios más, uno marcado con el número 318 y el otro ubicado exactamente frente al DIF municipal, ambos ubicados en la calle 24 entre 29 y 29-A.Luego revelaron el lugar donde tenían escondidos los medidores que robaron, en la calle 29 entre 22 y 24; entre las hierbas se encontró una bolsa de nylon color café que contenía un total de tres medidores de agua potable.Se procedió a dar aviso a los propietarios de los predios afectados para que interpongan su denuncia correspondiente en la agencia 24 de la Fiscalía General del Estado.

Los detenidos son Valentín Dzib Canché, de 19 años de edad, con domicilio en esta ciudad, y Javier Andrés Canché Canché, de 18 años, con domicilio en el fraccionamiento Puertas del Sol.

Un hondureño

Por medio de otra llamada ciudadana se reporto a un vagabundo que dormía en las calles de la ciudad.

Al acudir la Policía detuvo a un sujeto que, según dijo, se llama Alejandro Sánchez Oviedo, de 21 años. Al ser retenido dijo que es originario de Honduras.

Relató que lo trajeron en un vehículo particular y lo bajaron a la entrada de la ciudad, caminó al Centro pero el cansancio y el hambre lo vencieron y por eso se durmió.

El sujeto no portaba algún tipo de identificación.- Mauricio Can Tec




Volver arriba