“Problema complejo” en Libre Unión

Párroco pide más comunicación de los padres e hijos

YAXCABÁ.- “La pérdida de valores y el conformismo por lo material, conjugado con el Internet en su mal uso, traen como consecuencia la desunión de padres e hijos”, manifestó el Pbro. Gilberto Pérez Ceh, párroco de la Iglesia de San Servacio de Valladolid y Decano del Decanato 10.

“La obligación de nuestro trabajo pastoral, en coordinación con la familia, autoridades y grupos sociales, es hacer que los criterios y los valores regresen; mientras más cimentada esté una familia, es menos la desintegración familiar”, indicó.

El párroco opinó sobre los recientes hechos sucedidos en Libre Unión el pasado domingo por la mañana, en los que fallecieron dos personas y otras resultaron heridas tras una balacera.

“Creo que este problema es complejo, hoy día los jóvenes tienen muchas opciones con las redes sociales. La tecnología los viene a ayudar, pero cuando no se tienen los criterios y valores, la misma tecnología se vuelve un arma que atenta contra la vida de los jóvenes, que propician su acercamiento a todo tipo de adicciones y vicios”, acotó.

“El problema es complejo, ya que entran muchos factores que propician estas situaciones; por ejemplo, la situación económica en donde el padre y la madre tienen que salir a trabajar para el sustento de la familia y seguramente no lo hacen por no descuidar a sus hijos”.

“No creo que exista padre que no quiera a sus hijos, y creo que los padres buscan lo mejor, pero desgraciadamente ahí empieza un poco de la desintegración familiar, al descuidar la labor educativa y espiritual de los hijos, empezando con el lado de dar amor y cariño”, expresó.

“Tenemos que trabajar iglesia, sociedad civil y autoridades para atacar la pérdida de valores, la situación que están pasando los jóvenes ahora lo requiere mucho, muchas veces el padre prefiere invertir en lo material que en lo espiritual”.

“La plática y la comunicación, que a veces hace falta entre padres e hijos, es fundamental para la formación de estos últimos”.

El padre Pérez Ceh pide a los padres de familia tener más comunicación con los hijos, para que los valores morales y espirituales regresen a su buena causa, sin afectar el ánimo juvenil.

El párroco también indicó que el trabajo que haga la iglesia, autoridad y sociedad civil debe estar coordinada para que los valores en estos días salgan a relucir y no se den los casos como los que sucedieron en Libre Unión.

Afirmó que mientras más cimentada esté la familia, mejor será la formación de los hijos y también de la propia familia.- Megamedia




Volver arriba