División y reproches

Sale a relucir la inconformidad del sector obrero

7_02052014p48quejasphoto02
1 / 4


Empleados municipales y otros trabajadores en la marcha del Día del Trabajo de la CTM en Progreso. La CROC hizo otra aparte
"Recibimos salarios raquíticos", dice Luis Felipe Sosa, líder de los empleados del Ayuntamiento de Tizimín, en el mitin en el parque Juárez luego de la marcha del Día del Trabajo


Las recriminaciones contra los gobiernos federal y municipal afloraron ayer en los mítines del Día del Trabajo en Progreso, Tizimín y Valladolid.

En , los trabajadores municipales cetemistas criticaron al alcalde Daniel Zacarías Martínez porque, dijeron, no los atiende.

Ante unos 500 cetemistas, Katy García Marrufo denunció que en el Sistema de Agua Potable les pagan a $20 la hora extra de trabajo, les amenazan con despedir al personal que protesta y exige sus derechos laborales, y les aumentan las cuotas.

En cambio, el personal municipal croquista elogió al Ayuntamiento porque a ellos sí los apoya.

En Valladolid, Leonel Vera Navarrete, líder del sindicato de jubilados y pensionados y ex funcionario municipal, dijo que desde hace años luchan por un bono de despensa que el gobierno federal aprobó desde 2011.

“Hasta ahora a nadie se le ha dado, con el pretexto de que aún no se hace legal”, lamentó.

En Tizimín, Tomás González Guzmán, delegado de la CTM, se quejó de los gasolinazos y de los raquíticos sueldos.

“La Comisión de los Salarios Mínimos debe desaparecer”, afirmó.

En Tekax no se realizó una ceremonia por el Día del Trabajo, pero como cada año los egresados de la Normal de San Diego marcharon en el Centro como parte de una tradición.

En Hunucmá se canceló la marcha matutina. Tampoco hubo marchas en Tzucacab, Ticul y Peto.

6 y 12




Volver arriba