Agresión en Dzitnup

Familia acusa al comisario y a dos policías briagos

1 / 2


A la izquierda, vecinos de Dzitnup, comisaría de Valladolid, piden "que quiten al comisario municipal y que pongan a otro menos incompetente". Sobre estas líneas, Modesta Moo Tun muestra un pedazo de la camisa de uno de los policías de la comisaría de Dzitnup que supuestamente agredieron a la familia de su hijo


DZITNUP, Valladolid.- Una familia denuncia agresión y abuso de autoridad contra el comisario municipal de esta comunidad, Demetrio Moo Pat, y dos de sus policías.

Los agentes intentaron detener a toda la familia de un joven al que involucraron en una riña que se originó en el centro de ese poblado.

Gloria Poot Moo señala directamente al comandante Arturo Pat Moo y al supuesto policía Ambrosio Chan y al hijo de éste Efraín Chan Pat como sus agresores.

Según afirma, los mencionados intentaron detener e involucrar en una riña a Rafael Poot Poot, de 18 años de edad, hijo de Gloria Poot.

Según la mujer, eran como a las 9 de la noche del domingo, cuando ésta se enteró de que en el centro del poblado había un pleito de unos jóvenes que estaban ebrios.

Por el temor de que su hijo Rafael fuera el que se estaba peleando, Gloria Poot fue a buscarlo para llevarlo a su casa, pero apenas avanzó unos metros del lugar cuando fueron alcanzados por los supuestos policías para detener al muchacho.

“Quisieron llevarse a la fuerza a mi hijo con el pretexto de que estaba involucrado en el pleito, pero no lo dejé y fue cuando a mí también me agarraron, me pegaron en el pozo y comenzaron a jalar los cabellos”, relata la mujer.

“A mi esposo y a mi hija Mirly, de 15 años, también los agredieron; gracias a que llego el papá del comandante nos soltaron, pues el señor los regañó y les dijo que no estaba bien lo que hacían”.

Gloria Poot dice que por la agresión, su hija Mirly Poot se desmayó por el susto, pues padece del corazón y está bajo tratamiento médico.

“El comisario y los policías estaban tomados ¿Cómo es posible que dé ese mal ejemplo, al igual que los policías, de ejercer sus funciones en estado inconveniente.

“Vinieron los municipales de y estatales de Valladolid, pero no tomaron ninguna medida, solo hablaron con ellos y se fueron”, indica.

La afectada asegura que casi siempre que los policías y el comisario están en servicio están alcoholizados.

“Hace unos 15 el comisario protagonizó un escándalo: estaba golpeando a su comandante, fue público”, dice.

“A mí me tumbaron en el suelo los policías y me agarraron de mi pelo; luego el comisario se tiró sobre mí; después me soltaron”, agrega Lorenzo Poot Moo, esposo de Gloria Poot.

Pidieron explicación

Los afectados dicen que exigieron una explicación al comisario pero éste sólo les dijo que esto es su trabajo. Enseguida mandó a los policías a su casa y más tarde se retiró de la comisaría.

La noche del domingo un grupo de vecinos manifestó su apoyo a la familia y desaprobó la actitud del comisario, a quien exigen que renuncie para que lo supla alguien más competente.

“Todo el tiempo comete irregularidades, sus mismos policías causan destrozos cuando están borrachos y luego buscan a quien culpar; por ejemplo, las bancas en el parque están destruidas por ellos mismos.

“El comisario es apático, no se preocupa por mejoras en el pueblo; si llegan apoyos, solo beneficia a los de su familia”, comentaron.

Los afectados responsabilizan al comisario de lo que les pueda pasar, ya que dicen que es vengativo.

Ayer lunes la familia viajó para interponer una denuncia ante el Ministerio Público.- Pablo Chacón Yupit




Volver arriba