Un dolor de cabeza ver una película vía Internet en México

Un dolor de cabeza ver una película vía Internet en México

Banda ancha en el país, lenta y cara: expertos

Banda ancha en el país, lenta y cara: expertos

Banda ancha en el país, lenta y cara: expertos

MÉXICO (Notimex).- Pasar una tarde viendo películas vía streaming puede significar un dolor de cabeza para la mayoría de los mexicanos, pues el país -a diferencia de otras naciones del continente- tiene una de las velocidades más bajas de banda ancha.

Por ejemplo, el Indice de Velocidades de ISP de Netflix, revela que Teléfonos de México (Telmex) y Teléfonos del Noroeste (Telnor), -empresas que acumulan la mayor parte de usuarios de banda ancha en el país- registran el menor aumento en sus velocidades en los últimos 14 meses.

El estudio realizado en 13 países por la compañía de video bajo demanda señala que México es una de las naciones con conexiones más lentas por parte de sus proveedores de Internet, de 1.76 megabits por segundo (Mbps) en promedio, sólo por arriba de Argentina con 1.6.

De hecho, México se encuentra por debajo de otros países latinoamericanos dentro del ranking realizado por Netflix, pues Chile registra una velocidad en promedio de 2.09 Mbps, seguido de Brasil con 2.08.

Para la analista de la consultoría The Competitive Intelligence Unit (CIU), Diana Fernández del Campo, en México la banda ancha fija y móvil son servicios que todavía son caros para muchas personas y las velocidades son bajas con relación a los niveles internacionales.

En este sentido, director de Comunicaciones Corporativas de Netflix, Joris Everis, señala que Brasil y Chile lideran la mejor experiencia en América Latina, seguidos de Colombia, los cuales proveen un promedio en velocidades superior a los de Estados Unidos.

A pesar de que Telmex es la empresa con el mayor número de usuarios a nivel nacional, registra la conexión más lenta, ya que de noviembre de 2012 a enero pasado creció 0.13 Mbps, al pasar de 1.48 a 1.61 Mbps, mientras que Telnor tuvo un crecimiento de sólo 0.08 Mbps, de 1.68 a 1.76 Mbps.

América Móvil, a través de Telcel y Telmex, tiene entre el 70 y 80 por ciento de las líneas móviles y fijas del país, además de alrededor del 60 por ciento de los usuarios de Internet de banda ancha fija.

En contraste, las compañías competidoras de las empresas de Carlos Slim han logrado en este tiempo incrementos mayores en su velocidad.

Por ejemplo, Megacable mantiene velocidades de 2.41 Mbps y Cablemás de 2.27 Mbps, logrando crecimientos de 0.48 Mbps y 0.35 Mbps, respectivamente.

La consultoría CIU lamenta al respecto el limitado avance en términos de conectividad del país, puesto que tan sólo en banda ancha fija se alcanzaron 15.9 millones de conexiones, equivalente a una penetración de 13.4 por ciento de la población al cierre de septiembre de 2013.

Por ello, señala que la profundización de la demanda en servicios de contenidos vía Internet será resultado del crecimiento en la penetración y calidad de la banda ancha, derivado de la asequibilidad en términos de precios de la misma.

De acuerdo con estadísticas del Instituto Federal de Telecomunicaciones (Ifetel), la media de velocidad promedio de descarga en el país es de 4.04 megabits por segundo; en tanto que para carga, la conexión es de 1.08 Mbps.

Asimismo, un estudio realizado por la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), destaca que en México, el servicio de banda ancha es uno de los más lentos y caros.

El estudio ‘Perspectiva de las Comunicaciones 2013′ presentado en junio del año pasado y con datos hasta septiembre de 2012, señala que la velocidad promedio de descarga ofrecida por los operadores es de 11.2 Megabits por segundo (Mbps) en el país.

En los últimos tres años, el mercado mexicano de video streaming se fortaleció con el ingreso de jugadores que siguieron los pasos de Netflix, la empresa estadounidense que a la fecha supera los 32 millones de suscriptores a nivel mundial.

En 2012, firmas como Totalmovie de Grupo Salinas, ClaroVideo de América Móvil y Vudu de la cadena Walmart, ingresaron al negocio, impulsados por la tendencia mundial del consumo de contenidos elegido por el usuario en términos de programación, hora y lugar.

La cadena de salas de cine, Cinépolis, apostó también por conquistar al público que prefiere ver películas en casa, en un aeropuerto, una cafetería o cualquier sitio en donde cuente con una conexión a Internet, a través del servicio Klic que lanzó en mayo de 2013.

El consumo de video en línea se encuentra entre las principales actividades de los mexicanos, quienes dedican en promedio cinco horas diarias a navegar en la red, sin embargo, la lenta velocidad de la banda ancha sigue siendo un dolor de cabeza para disfrutar de una buena película o serie.

 




Volver arriba