Portada » Salud »

Exhortan a tratar y prevenir la dermatitis seborreica en recién nacidos

La dermatitis seborreica es una erupción de la piel propia, aunque no exclusiva, del lactante. Es una lesión escamosa, amarillenta y grasosa que se observan en la cabeza del bebé, sobre todo cuando son hijos de mamás primerizas, a quienes les da mucho miedo limpiar bien las fontanelas –mollera-, lo que puede llegar a agravar el problema, informó el doctor Rafael Sauri Pat, especialista en Pediatría del Instituto Mexicano del Seguro Social en Yucatán.

Esta costra aparece en el cuero cabelludo del bebé en forma de escamas cafés o amarillas y espesas. De igual forma, se pueden encontrar en los párpados, oídos, alrededor de la nariz y en la ingle. La costra láctea se puede observar en recién nacidos y niños pequeños hasta los tres años de edad y es una afección inofensiva y temporal, aunque debe ser tratada a tiempo.

El doctor del IMSS indicó que no es contagiosa, ni producida por falta de higiene; tampoco es una alergia, aunque puede o no ocasionar picazón. Si se presenta, rascarse en exceso puede causar una inflamación adicional y las grietas en la piel pueden originar infecciones leves o sangrados.

Cuando se trata de bebés, este padecimiento tiene una evolución característica; suele comenzar en el primer mes de vida y se disipa alrededor del cuarto o quinto mes. Aunque se desconoce la causa de esta afección, se señalan como factores probables los genéticos, hormonales y ambientales.

Además de la comezón, pueden existir otras complicaciones, entre ellas, infecciones secundarias tales como piodermitis (enfermedades cutáneas causadas por microorganismos), la furunculosis (infección en los folículos) y la inflamación de los parpados con comezón, bordes escamados y caída  de las pestañas.

El diagnóstico es relativamente fácil, ya que las características clínicas como la edad del paciente, por ejemplo, son bastantes claras; al igual que los lugares donde se manifiesta y la presencia de las escamas gruesas y amarillentas.

El tratamiento consiste en informar y tranquilizar a los padres con respecto a la naturaleza y evolución de la enfermedad, así como en orientarlos sobre las medidas higiénicas del cuero cabelludo con champús antiseborreicos a base de ácido salicílico; las cremas o lociones con esteroides sólo se deben emplear  en caso de comezón intensa, y deben ser recetadas por el médico tratante.

Es importante no medicar al bebé sin la valoración de un especialista; en caso de ver las manifestaciones típicas de la dermatitis seborreica, es importante consultar con su médico, ya que aunque no es una afección grave, se debe tratar y evitar, finalizó el especialista del Seguro Social.- (Comunicado No. 2921-14)

Etiquetas:, ,