Portada » Salud »

Alzheimer, principal enfermedad neurológica en la etapa de envejecimiento

• Para quienes presentan la enfermedad, se recomienda la práctica de actividades que ejercitan las funciones mentales, como el aprendizaje, la lectura, escritura y el cálculo aritmético

Al llegar a una edad avanzada, muchas personas experimentan enfermedades que se relacionan con trastornos de la memoria, aprendizaje, así  como la coordinación motora; perdiendo, en ocasiones, la capacidad de valerse por sí mismos, indicó el doctor Efraín Salazar Ceballos, neurólogo clínico del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Yucatán.

El doctor del Seguro Social mencionó que la Enfermedad de Alzheimer es un tipo de demencia, cuyos síntomas básicos son la pérdida progresiva de la memoria, los cambios bruscos de personalidad y las alteraciones del lenguaje que se puede presentar a causa del envejecimiento.

Esta es una de las enfermedades de demencia más frecuente, seguida de la demencia provocada por la reducción del volumen de sangre que llega al cerebro por la obstrucción de las arterias cerebrales.

Actualmente existen dos tipos de Alzheimer: el que se asocia con antecedentes familiares o genéticos, también llamada precoz; y el tipo tardío, que se presenta sin antecedentes.

La demencia precoz se da en personas menores de 65 años de edad y es más grave que la demencia de inicio tardío, misma que se manifiesta después de los 65 años. Algunos de los síntomas iniciales son dolor de cabeza, pérdida de la memoria a corto plazo o inmediata, ya que la persona recuerda aspectos de su pasado, pero nada de su presente; es decir, no sabe en qué día vive, dónde se encuentra, no recuerda datos sencillos como qué desayuno, dónde colocó las llaves, además de que se ve afectada la facultad para coordinar movimientos para caminar o vestirse.

Las principales causas de la Enfermedad de Alzheimer son genéticas o hereditarias; algunas veces se da al haber sufrido de infartos cerebrales. El envejecimiento se encuentra como principal causa de riesgo, además de la depresión, sobrepeso y obesidad.

El principal objetivo del tratamiento del Alzheimer es prevenir o evitar la progresión de los síntomas hacia un estado más grave. Para quienes presentan la enfermedad es importante controlar los síntomas, mejorar el aprendizaje e incrementar la capacidad de valerse por sí mismos.

Para tratar de evitar el avance de esta patología degenerativa en los pacientes, se recomienda la práctica de actividades que ejercitan las funciones mentales como el aprendizaje, la lectura, escritura y el cálculo aritmético, mismas que favorecen la función cerebral.

En cuanto a la alimentación, es importante consumir una dieta baja en grasa, comer pescados de agua fría (como atún o salmón) rico en ácidos grasos omega-3, al menos dos a tres veces a la semana. Reducir la ingesta de ácido linoleico que se encuentra en las margarinas, la mantequilla y los productos lácteos. Incrementar el consumo de antioxidantes, mantener una presión arterial normal; así como permanecer activo mental y socialmente durante toda la vida.

En el Instituto Mexicano del Seguro Social, Delegación Yucatán, se brinda atención neurológica, por lo que se exhorta a la población a acudir con su médico familiar para que, de ser necesario, sea canalizado con el especialista y se le brinde atención oportuna.- (Comunicado No 7283-13)

Etiquetas:, ,