Crece interés en Cancún por consolidar el turismo médico

Crece interés en Cancún por consolidar el turismo médico

CANCÚN (Notimex).- El presidente del consejo de administración de Med Travel Norteamérica, Francisco Córdova Lira, señaló que la consolidación del turismo médico en Quintana Roo puede ser clave en los planes para diversificar este destino.

Además, continúo, permitiría aumentar sustancialmente el ingreso de divisas, pues “si en Cancún se llegan a realizar un millón de operaciones o atenciones al año, la derrama económica generada sería muy superior a lo que dejarían los cerca de ocho millones de turistas tradicionales que vienen en el mismo lapso”.

Consideró que promover ese segmento “no ha sido fácil, pues se trata, entre otras cosas, de penetrar en la conciencia de empresarios, autoridades y funcionarios sobre la importancia que tiene este sector en materia de derrama económica”.

Expuso que ese tipo de visitantes genera “buena derrama económica”, y refirió que un paciente que llega a someterse a algún tratamiento dental completo permanece en la zona hasta ocho días, llegando a desembolsar tres mil 500 dólares.

Asimismo, abundó, una persona que sigue algún programa de células madre, se queda hasta 21 días con promedio, con gasto aproximado de hasta 25 mil dólares.

Poco a poco este destino se convierte en referente, pues además del crecimiento en infraestructura médica están los esfuerzos en disciplinas y especialidades que se certifican ante el Consejo Nacional de Salud, único que ofrece su aval a productos, personal y tecnología integrada a ese nivel, indicó.

Córdova Lira dijo que entre algunas de las especialidades que en la actualidad se ofrecen están tratamientos con células madre, cirugía estética en más de cinco especialidades; fertilización, servicio dental y cirugías de cambio de rodilla, hombro y cadera.

El empresario es uno de los promotores de ‘Wisdom Gardens’, una ciudad médica que se pretende desarrollar en Cancún y que estaría enfocada atender personas retiradas y jubiladas de Estados Unidos.

Afirmó que ese tipo de proyectos es bien visto por el gobierno federal y que a través de las secretarías de Salud y de Turismo se cuenta con el apoyo, pues se trata un esquema con gran factor de desarrollo no sólo para Quintana Roo sino para el país.

Sin embargo, estimó que se trata de un proyecto de largo plazo que en este momento se enfrenta a un esfuerzo adicional por conseguir flujo de efectivo.

En relación con la infraestructura médica, anotó que su desarrollo se dará de forma paulatina de acuerdo con el éxito del concepto y que en este momento ya se tienen avances visibles.

Además de clínicas y hospitales, siguió, ya se construyen hoteles cerca de esos lugares para facilitar la estancia de las personas que acompañan a los pacientes en Cancún y Playa del Carmen.

La oferta hospitalaria y médica es suficiente para atraer a un promedio de 10 mil turistas de este segmento, agregó.

Por su parte, el presidente de Medical Travel Cancún, Servando Acuña Braun, apuntó que el Caribe mexicano avanza para darse a conocer como un destino atractivo para que la gente se atienda en algún hospital de tercer nivel que opere en la zona.

Hay mucha confianza en mantener las cifras de crecimiento en este segmento y que incluso por eso los hospitales y clínicas siguen certificándose para cumplir con las normas de salud a nivel internacional, estableció.

Según dijo, en 2013 se recibieron más de ocho mil pacientes, de los cuales 60 por ciento buscó cirugías bariátricas (para bajar de peso), estéticas y dentales, y la derrama que dejaron fue cercana a 80 millones de dólares.

En 2012 se atendió a cinco mil pacientes de ese rubro, lo que representó un aumento de 20 por ciento en relación con los registros de 2011 y la derrama económica fue de unos 40 millones de dólares.

Acuña Braun mencionó que los canadienses buscan recibir atención en la entidad, ya que aunque ellos cuentan con seguro médico en su país, “el número de doctores y especialistas no alcanza para atender a la población, en contraste, el estadounidense lo hace porque no hay un seguro médico y atenderse acá le resulta más barato”.

De hecho, por una estadía de ocho días, un paciente gasta de ocho mil 400 dólares a 20 mil dólares, dependiendo de la atención y el tipo de tratamiento dental, mencionó.

El reto es consolidar el modelo que se implementa en otras partes del país y que consiste no sólo en ofrecer al paciente una atención médica sino un equipo de anfitriones que lo reciba desde que llega al aeropuerto, realizar visitas y tours personalizados y mantenerse en contacto con él una vez que regrese a su país.




Volver arriba