Obesidad y diabetes, enemigos públicos del mexicano

 

Obesidad y diabetes, enemigos públicos del mexicano

Obesidad y diabetes, enemigos públicos del mexicano

MÉXICO (Notimex).- De cada cien mexicanos, 92 saben que el país está entre las naciones con más obesos del mundo, mientras que 62 de ese mismo universo aseguraron que la diabetes es uno de los principales problemas de salud de la población.

De acuerdo con una encuesta levantada por Gabinete de Comunicación Estratégica (GCE), 33 por ciento de los entrevistados tienen la idea de que la diabetes es la primera causa de muerte en el país.

El estudio de opinión, realizado a través de 800 llamadas telefónicas a todo el territorio nacional, deja ver que 19.2 por ciento de ellos piensa que el cáncer es más mortal que la diabetes; 13.8 opina que lo son las enfermedades del corazón, y 6.9 cree que la obesidad es la más letal.

Para 0.9 por ciento de los encuestados la enfermedad más mortal lo es la cerebro-vascular; para 0.8 la cirrosis y males hepáticos; 17.8 supone que lo es otra no especificada, y siete de cada 100 respondieron no saber o callaron.

En cuanto a cómo consideran es la alimentación de los mexicanos, en una escala en la que cero es pésima y 10 excelente, 24 por ciento de los encuestados dio un cinco; 4.6 la calificó con un cero, mientras que un 1.1 le otorgó la excelencia con un 10.

El trabajo de GCE/Kaleydoscopio también reveló que 62.7 por ciento de las personas mencionó la diabetes como otro problema de salud que aqueja a los mexicanos; 5.9 el cáncer; 5.4 las enfermedades del corazón; 3.3 las adicciones como el alcohol, tabaco y otras drogas, y 3.2 la desnutrición, depresión y violencia.

Además tres por ciento de los entrevistados consideró que la hipertensión es otra enfermedad más recurrente entre los mexicanos; tres el colesterol y estrés; 2.5 las enfermedades pulmonares, y 1.1 por ciento la gastritis.

Ante la pregunta de qué tan saludables son los mexicanos, de cada 100 entrevistados, 25 calificó con 10 la salud de la población y 20 le colocó un cinco, datos que combinados con otros dan la media de 6.1, para una aprobación en el límite.

De igual forma, 29.9 por ciento de los consultados refirió que los propios mexicanos son los responsables de su obesidad, mala alimentación y deficiente bienestar, mientras que 23.4 acusaron a los padres de familia.

Un 16.3 por ciento se la atribuyó a la falta de educación física y cultura alimentaria; 9.4 al gobierno federal; 9.3 a los fabricantes de comida chatarra; 3.5 a los medios de comunicación y publicidad; 1.7 a los fabricantes de refrescos; 0.4 a la Secretaría de Salud; 0.3 a los puestos de la calle, y 0.2 a los restaurantes de comida rápida.

 




Volver arriba