Presionan los empleados

Medidas para que les paguen los salarios caídos

Algunos de los obreros en protesta contra Oceanografía, en el Puerto Industrial y  Pesquero de Carmen

CIUDAD DEL CARMEN, Campeche.- Unos 600 empleados de la empresa Oceanografía, actualmente intervenida por la Secretaría de Hacienda, advirtieron que tomarán los puentes de La Unidad y El Zacatal, que comunican a la isla del Carmen con el macizo continental, como medida de presión para que se les paguen los salarios caídos y las prestaciones laborales que les adeudan.

Los obreros inconformes mantienen un plantón en las instalaciones de la empresa en Carmen, la cual está bajo el resguardo de agentes de la Policía Federal, así como de la Marina para evitar que se extraigan documentos o algún otro material relacionado con la investigación que se lleva al cabo.

Los obreros advirtieron que a la toma de los puentes seguiría la apertura del tránsito libre o gratuito de todos los automóviles que ingresen o salgan de la isla, pues no están dispuestos a permitir que Oceanografía viole sus derechos y prestaciones laborales y acusan una serie de irregularidades, entre ellas el incumplimiento del pago de las cuotas al Instituto Mexicano del Seguro Social.

Un campechano al que se le vincula con Oceanografía, el diputado federal panista Jorge Rosiñol Abreu, salió al paso de las acusaciones y dijo que conoce a Amado Yáñez Correa desde que se desempeñó como alcalde, pero negó tener algún vínculo de negocios con él.

No obstante, aceptó que hace unos años le solicitó apoyo para transportar a Gustavo Madero, presidente nacional del PAN, en una aeronave de Oceanografía; la imagen circula en redes sociales y en ella se ve al dirigente en compañía de Ileana Herrera Pérez, actual secretaria general de ese partido en Carmen.El que no ha dado ninguna explicación y al que se le señala como uno de los que asignó contratos de Pemex a Oceanografía, es Mario Ávila Lizarraga, ex candidato del PAN a la gubernatura y quien está “desaparecido”.Tras la contienda electoral en la que perdió, el panista fue nombrado subdirector de la Coordinación de Servicios Marinos de Pemex, desde donde se manejaron las asignaciones de contratos a las empresas privadas que dan servicio a la parestatal.Según se rumora, Ávila Lizarraga habría beneficiado y favorecido en la asignación de contratos millonarios a los hermanos Yañez Correa, propietarios y en sociedad con los hijos de Martha Sagún de Fox, de la empresa Oceanografía en la región Marina de Pemex.- Martín Acosta Pacheco




Volver arriba