Tildan de porro a un legislador

Reproches a David Penchyna por una polémica opinión

El senador priista David Pencchyna fue calificado como porro

MÉXICO.- Integrantes de fuerzas políticas de oposición criticaron el posicionamiento del senador David Penchyna Grub, del PRI, al llamar “debate de idiotas” la solicitud de discutir las leyes secundarias de la Reforma Energética con la completa atención de los mexicanos y sin las distracciones que representan los juegos del Mundial de fútbol Brasil 2014, según informa el portal de noticias Sinembargo.mx.

En un encuentro con empresarios del ramo energético de Tabasco, el presidente de la Comisión de Energía calificó como un “debate de idiotas que nubla la mirada y la altura” el hecho de que la izquierda pida diferir la discusión de la Reforma Energética hasta que termine la Copa del Mundo.

“Lo que sí me parecería de ‘idiotas’ (para usar la misma expresión de Penchyna), es pensar que la gente no se da cuenta que ellos, el PRI y el gobierno federal, quieren empatar la discusión energética con los tiempos del mundial”, reviró el diputado Luis Espinosa Cházaro.

El integrante de la Comisión de Energía de San Lázaro calificó como “desplantes bravucones” las declaraciones del presidente de la Comisión de Energía; mientras, el vicecoordinador de Movimiento Ciudadano en la Cámara de Diputados, Ricardo Mejía Berdeja, comparó la actitud del senador Penchyna con la de un “porro”.

“No sé a quién pretenda impresionar o con quién pretenda quedar bien con ese tipo de manifestaciones tan vulgares”, agregó Espinosa Cházaro.

Ambos legisladores denunciaron la intención del PRI de aprovechar el momento para que el “pueblo de México no se entere del saqueo que realizarán las grandes trasnacionales a los recursos de los mexicanos”.

El legislador Luis Espinosa Cházaro consideró que el tema energético cobra tanta relevancia, que debe discutirse de cara a la Nación y sin las distracciones propias de un evento tan grande como lo es el Mundial de Fútbol.También recordó que el PRI está muy interesado en aprovechar cualquier distracción mediática para sacar adelante una reforma tan impopular, como la que pretende abrir el sector energético a los capitales privados, nacionales y extranjeros, sin que Petróleos Mexicanos (Pemex) tenga ventaja sobre sus competidores. “En la política no hay coincidencias no hay casualidades, hay causalidades, y no coincidido con que la reforma constitucional se haya aprobado sin discusión por el PRI y el PAN el 12 de diciembre y que ahora pretenda empatarse con los partidos del Mundial”, afirmó el legislador perredista. Por su parte, el Diputado federal, Carol Antonio Altamirano, integrante de la Comisión de Hacienda, que también dictaminará las secundarias en materia energética calificó como “irresponsable y desafortunada” la declaración de Penchyna. “Es una irresponsabilidad discutir las iniciativas de manera apresurada, en las peores condiciones de audiencia. Lo que el PRD plantea es que ante los riesgos y las implicaciones para el país de este paquete de leyes secundarias en materia energética, lo que se requiere es un debate sereno y de altura”, detalló el legislador perredista. Asimismo, pidió al Senador Penchyna que en lugar de descalificar propuestas, eleve el debate en momentos en que se definirá el futuro energético del país. “Vale la pena tener un debate de altura en el país. No es de ‘locos’, no es de ‘idiotas’, evitar los riesgos para el país vale la pena un debate amplio de cara a la sociedad”, enfatizó. El Diputado Carol Antonio explicó que la distracción del Mundial no es la única maniobra gubernamental para desviar la atención de los temas sustantivos de la reforma que permite la apertura total en el sector de hidrocarburos. También señaló que el hecho de que se haya enviado un paquete al Senado y otro a la Cámara de Diputados dificulta una visión de conjunto sobre los alcances de los cambios legales y económicos a Petróleos Mexicanos (Pemex) y Comisión Federal de Electricidad (CFE). Por ejemplo, dijo, la Ley de Hidrocarburos que se analiza en Reforma está cruzada con la Ley de Ingresos sobre Hidrocarburos, que está en San Lázaro. “Lo anterior obliga a que la dictaminación se haga de manera pausada pues de otra manera se corre el riesgo de que los cambios no sean consistentes entre sí o, como espera el gobierno, que la dificultad de realizarlos termine por cancelar las modificaciones legislativas”, afirmó el legislador.




Volver arriba