Reformas serán ‘tremendas generadoras de empleo’: CEESP

MÉXICO (Notimex).- Las reformas aprobadas en México, entre ellas la energética y telecomunicaciones, ‘se convertirán en unas tremendas generadoras de empleo’ en el mediano plazo, consideró Juan Ignacio Gil Antón, presidente del CEESP.

Entrevistado luego de su participación en el XXVI Simposium IMEF 2014, estimó que estas reformas estructurales empezarán a generar empleo ‘en serio’ en un par de años más, si logran impulsar la actividad económica y el país crece mucho.

El presidente del Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP) subrayó: ‘eso mata todo’, incluso la Secretaría de Hacienda tendrá menos necesidad de recursos.

‘El crecimiento es la medicina contra todo, si de verdad crecemos este país va a ser otro’, refirió, pues México necesita crecer por un periodo largo a tasas superiores a 5 por ciento para que verdaderamente haya un cambio de expectativas, se generen empleos y se acabe con el problema de la pobreza.

Acotó que la debilidad que presenta la economía mexicana este año obedece en parte a que ‘el mundo está frenado’ y eso dificulta que el país crezca a mayores tasas, pues depende mucho del sector exportador y del crecimiento de Estados Unidos, que ha sido contrario al esperado.

No obstante, precisó, también hay que reconocer que la reforma fiscal que entró en vigor este año tuvo un efecto sobre la actividad económica en el primer trimestre del año, y por ello el CEESP estima que la economía crecerá sólo 2.8 por ciento este año.

‘No está creciendo en parte por la reforma fiscal, en parte porque para que crezca el mercado interno lo que tiene que haber es demanda agregada y, para ello, tiene que haber empleos, y muchos empleos se van a formar con base en el resultado de las reformas estructurales’, expuso.

Gil Antón proyectó que la economía mexicana crecerá más en el segundo semestre del año respecto a la primera mitad, pero no descartó que el CEESP ajuste su expectativa para todo 2014.

‘Lo que más quisiera es que creciéramos más, nos cuesta trabajo corregir nuestro indicador porque es otro año en el que no podemos crecer como quisiéramos, por eso lo hacemos con mucho cuidado’, añadió.

 




Volver arriba