Matrimonios disminuyen duración a siete años: tanatóloga

 

ZACATECAS (Notimex).- La relación matrimonial en la actualidad disminuyó sustancialmente su duración, pues en promedio, se mantiene alrededor de siete años frente al ‘hasta que la muerte los separe’ de antaño, reconoció la experta Elisa Robles.

La tanatóloga de los Servicios de Salud de Zacatecas (SSZ) dijo que lo anterior es derivado de las diversas circunstancias que tiene el amor en los tiempos que cursamos, los cuales son ‘toda una odisea’.

En entrevista, la especialista habló de la existencia de 10 tipos de amor que sienten los hombres y las mujeres.

Tras aclarar que es un sentimiento abstracto que va más allá del ‘te quiero’ o ‘te amo’, bajo la connotación de que ‘el amor puede definirse en un enamoramiento que puede durar siete minutos y en el mejor de los casos siete años’.

Explicó que derivado del enamoramiento, ‘el promedio de vida de un matrimonio hoy en día, es alrededor de los siete años’, por lo que felicitó a quienes rebasaron ya ese tiempo de relación entre la pareja.

Señaló que un motivo de la ruptura de la relación marital ‘desafortunadamente es la ausencia de objetivos personales, que son polarizados en terceros, lo que a la hora de comunicarnos, de complementarnos, buscamos en la pareja no sólo de lo que adolezco, sino de lo que no soy capaz de dar’.

Y al poco tiempo de la relación en la que al principio se reconoció que el otro es el complemento, resulta que el primero se cansó de dar.

Para tratar de explicar el sentimiento amor, la tanatóloga recurrió a la conocida frase de la madre Teresa de Calcuta: ‘dar hasta que te duela’.

Luego explicó que ‘cuando se ama es con el alma, pues el amor es un factor no físico, está en el plano emocional, que toca los límites del alma. Donde duele es ahí, donde siento tu dejo, tu ausencia, tu desamor’.

En ese sentido, explicó la existencia de 10 tipos de amor manifestados por el ser hombre y mujer: amor autopersonal, incondicional, filiar y fraternal.

También existe el amor de amistad, romántico, platónico, confluente, a las plantas y animales, sexual y a lo abstracto.

Al explicar cada uno, Elisa Robles refirió que el autopersonal es el amor propio, amarse a uno mismo, lo que significa tener autoestima, mientras que el incondicional es el altruista.

El amor filial, aclaró, es el que se tiene entre hijos y padres; el fraternal es el afecto entre hermanos; y la amistad es el que nace de la necesidad de los seres humanos de socializar.

Al sentimiento que nace en la expectativa de que un ser humano cercano colme a uno de satisfacción y felicidad existencial es el amor romántico; y el confluente es entre personas capaces de establecer relaciones de pareja.

El amor sexual incluye el romántico y confluente y está relacionado en gran medida con la autoestima, dijo la investigadora.

Sobre el amor platónico, refirió que es un concepto filosófico que consiste en la elevación de la manifestación de una idea hasta su contemplación, que varía desde la apariencia de la belleza hasta el conocimiento puro y desinteresado de su esencia, pues para Platón, el verdadero amor es el que nace de la sabiduría, es decir, del conocimiento.

Finalmente, refirió el amor a animales y las plantas, que nace de un sentimiento protector; mientras que el amor hacia lo abstracto o inanimado es el que se tiene a un objeto físico, una idea, una meta, a la patria, al lugar de nacimiento, al honor, a la independencia (integridad).




Volver arriba