Avalan el último dictamen

Avalan el último dictamen

Pasa a San Lázaro la discusión sobre la Ley Energética

Cuatro diputados intercambian ideas durante la Reunión Permanente de las Comisiones Unidas de Hacienda, Crédito Público y Energía, ayer

MÉXICO.- Las Comisiones unidas de Hacienda y Crédito Público y de Energía de la Cámara de Diputados aprobaron ayer el último dictamen de las leyes secundarias de la reforma energética, que incluye el nuevo régimen fiscal de Pemex.

El dictamen incluye la nueva Ley del Fondo Mexicano del Petróleo, la cual define el destino de los ingresos que se obtengan por la exploración y explotación de hidrocarburos, así como la Ley de ingresos sobre hidrocarburos, la cual determina los ingresos que recibirá el gobierno por la exploración y explotación de hidrocarburos a través de contratos con el sector privado. También la Ley Federal de Derechos y la de Coordinación Fiscal, que establece el nuevo régimen fiscal para Pemex.

De acuerdo con mexico.cnn.com, la aprobación se dio con 22 votos a favor y nueve en contra en la Comisión de Hacienda, mientras que en la Comisión de Energía 20 votaron a favor y cinco en contra. Las reservas a estas leyes serán turnadas directamente al pleno.

Con esto, el Pleno de San Lázaro puede comenzar el lunes la discusión y votación de todas las leyes secundarias de la reforma energética.

Toda esta legislación reglamentará la reforma constitucional en la materia promulgada en diciembre de 2013, con la que se abrió el sector a la inversión privada nacional y extranjera. La ley de ingresos sobre hidrocarburos, la cual, define los ingresos que recibirá el Gobierno por la exploración y explotación de hidrocarburos a través de contratos con el sector privado.Según “El Universal” desde el inicio del debate, el PRD exigió que se detuviera la discusión debido a que la fórmula planteada para otorgar las participaciones federales a las entidades era contraria ya que éstas disminuirán.El vicecoordinador económico del PRD, Carol Antonio Altamirano, aseguró que se modificó el esquema para calcular las participaciones por la renta petrolera y con el proyecto se plantea que la Federación obtenga más recursos y a los estados y municipios se les disminuye.Según los cálculos perredistas las entidades estarían perdiendo 11 mil 779 millones de pesos tan sólo con la iniciativa del Ejecutivo, pero con la modificación que hicieron los integrantes de la Comisión, el monto subiría al doble, es decir, a 23 mil 600 millones de pesos.Antes de que se iniciara el debate y se leyera el orden del día, integrantes del PRD y de Movimiento Ciudadano denunciaron que fue construido un dictamen nuevo al que envió el presidente, Enrique Peña Nieto, con la mayor cantidad de modificaciones.El diputado Silvano Blanco de Aquino, del PRD, aseguró que la mayor afectación de este dictamen será para los estados de la República pues si ya se contemplaba una disminución a las participaciones a los estados en 11 mil millones de pesos, con este nuevo documento duplicará esta cantidad.El diputado de Movimiento Ciudadano, Ricardo Mejía, secundó a los perredistas y denunció que nunca fue convocado a una reunión para la modificación de este dictamen. Incluso, los perredistas pidieron que se pospusiera la reunión para analizar a profundidad este dictamen.Sin embargo, la propuesta fue sometida a votación pero PRI, PAN, Verde y Nueva Alianza alcanzaron la mayoría, y la reunión continuó.

De acuerdo con el portal “La silla Rota”, el PRD denunció que una modificación de último momento al dictamen de la Ley de Coordinación Fiscal causará que las entidades federativas dejen de recibir más de 23 mil 500 millones de pesos en 2015.

Los perredistas denunciaron que horas antes de que las comisiones de Hacienda y Energía se reunieran para discutir el último dictamen el PRI y el PAN introdujeron un artículo transitorio donde se modificaba el porcentaje de recaudación federal participable que los estados reciben por concepto de ingresos petroleros.

La iniciativa enviada por el presidente Enrique Peña Nieto preveía que el porcentaje que recibirán los estados se mantuviera en 79.73%, como se encuentra actualmente.Sin embargo, los diputados hicieron una modificación para que ese porcentaje disminuyera a partir de 2015 y fuera aumentando gradualmente hasta 2018.Se aumentó en el dictamen un artículo sexto transitorio para que las participaciones fueran, en 2015, de 73%; en 2016, de 74.09%; en 2017, de 75.19; en 2018, de 76.28%; y hasta el 2019 llegaría al 79.73%.Carol Antonio Altamirano, integrante de la Comisión de Hacienda, sostuvo que aunque teóricamente se ha otorgado a los estados 79.73% de los ingresos petroleros, en realidad han recibido 86.39% en los últimos cuatro años.

Tomando como base ese porcentaje (86.39%), en 2015 los estados dejarían de recibir más de 23,558 millones de pesos por la aplicación del porcentaje contemplado para ese año (73%), con lo que “empeoran” su situación.

“El cálculo que ya de por sí era negativo, empeora. La recaudación federal participable efectiva será todavía más baja durante los últimos cuatro años; si el cálculo apretaba a las entidades, ahora de plano las va a asfixiar”, afirmó Antonio Altamirano.Los estados con mayores pérdidas serán el Estado de México, que recibiría 3,155 millones de pesos menos para su ejercicio en el 2015; el Distrito Federal, con 2,626 millones menos. Jalisco, con 1,479 millones menos; Veracruz, con 1,445 millones; y Puebla, que recibiría 1,052 millones menos.Antonio Altamirano acusó que, aunque no se dice en qué utilizará ese dinero el Ejecutivo, es previsible que prefiera guardarlo en caso de que la reforma energética no resulte.”Es inaceptable que, como no le salen las cuentas al gobierno y tiene temor de que el recurso de los grandes contratos no llegue, el Gobierno federal use a las entidades para protegerse y nos agarre como una salida fácil en la que primero promete no afectar y, luego con todo descaro, establece porcentajes de verdadero agravio para lo que resta del sexenio”, reprochó Antonio.Silvano Aureoles, coordinador de la bancada del PRD en San Lázaro, cuestionó si los gobernadores de todas las entidades ya están enterados de la reducción que tendrían sus participaciones.”Es oportuno hablar con los señores gobernadores, con la Conago (Conferencia Nacional de Gobernadores). ¿Qué dirán cuando vean los gobernadores -que me imagino deben de estar al tanto de lo que está sucediendo- la tabla de cómo queda la disminución de las participaciones con la modificación a la Ley de Coordinación Fiscal? Todos los estados de la República pierden recursos por esta modificación”, sostuvo Aureoles.Los perredistas anunciaron que este será uno de los temas que se reservarán para su discusión en lo particular en el pleno, que arrancará a partir del próximo lunes.

Reforma | Discusión

El último dictamen de la reforma energética fue avalado por los diputados.

Primeras minutas

En los días previos la Comisión de Energía aprobó las tres primeras minutas del Senado, con las leyes de Hidrocarburos, de Industria Eléctrica y de Petróleos Mexicanos (Pemex) y de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Modificarán la tercera

Mientras las dos primeras minutas quedaron avaladas sin cambios, los partidos PRI y PAN acordaron modificar la tercera para otorgar a Pemex y a la CFE mayor autonomía respecto a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

Leyes secundarias

En conjunto, la legislación secundaria abarca 21 leyes: 15 que tuvieron el Senado como cámara de origen y seis que saldrán de San Lázaro, porque se relacionan con asuntos fiscales.

Las posturasEl PRI y el PAN apoyan estas normas porque las consideran necesarias para impulsar el crecimiento económico del país. En contraste, los partidos llamados de izquierda se oponen a ellas porque afirman que representarán la entrega de los recursos energéticos a particulares.




Volver arriba