Investigadores usan hongos para combatir enfermedad de Chagas

Investigadores usan hongos para combatir enfermedad de Chagas

chagasCUERNAVACA, Morelos (Notimex).- La enfermedad de Chagas constituye un severo problema de salud en áreas rurales de México, por lo que investigadores de universidades mexicanas llevan a cabo pruebas con hongos para combatir al parásito causante de dicho mal.

Debido a la alta prevalencia de la enfermedad, diversas universidades e instituciones de salud de México han emprendido investigaciones interdisciplinarias para erradicar este mal, informó la Academia Mexicana de Ciencias (AMC) en un comunicado de prensa.

Entre otras investigaciones, la AMC destaca la que se realiza en la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), en la que se desarrolla un bioinsecticida para combatir a la ‘chinche besucona’, insecto transmisor del parásito.

La doctora Concepción Toriello, investigadora de la Facultad de Medicina de la UNAM, es una de las directoras de la investigación, en la que colaboran con el doctor Víctor Hernández Velázquez de la Universidad Autónoma de Morelos.

Con base en estudios realizados, Toriello afirmó que existen ciertos tipos de hongos que logran enfermar a los insectos portadores de la enfermedad de chagas; dichos hongos son conocidos como entomopatógenos.

Tras experimentar con diversos hongos, lograron determinar el hongo con mayor virulencia que ayudará a exterminar al insecto transmisor, y dicho hongo se seleccionó para la preparación del bioinsecticida con el que llevan a cabo pruebas en el campo donde se encuentra el insecto, informó Toriello Najera.

Tras su preparación, dicho agente de control biológico fue llevado a una pequeña población rural de Morelos para su prueba, no sin antes apegarse a la normatividad mexicana que prohíbe la movilización del mismo antes de demostrar su inocuidad para el hombre, la fauna y el medio ambiente.

Por último, la AMC, indico que el uso de un insecticida biológico se presenta como una alternativa ecológicamente inocua, pues mata a los insectos transmisores de la enfermedad sin afectar al medio ambiente.




Volver arriba