Guía contra la deserción

Plan de la SEP en escuelas de nivel medio superior

1_221213p8arribaphoto01

MÉXICO.- La Secretaría de Educación Pública (SEP) elaboró un manual para prevenir los riesgos del abandono escolar en bachillerato, que tiene como objetivo evitar cualquier tipo de violencia en los planteles, prevenir adicciones, crear un clima escolar favorable y motivar el interés del alumno por el aprendizaje pese a las bajas calificaciones.

De acuerdo con el periódico “La Jornada”, la deserción es considerada uno de los principales problemas de la educación media superior, pues afecta a 40% de la matrícula, es decir, una baja diaria de 3 mil 120 jóvenes durante el ciclo escolar.

Ante ello, entre las recomendaciones que impulsa la Subsecretaría de Educación Media Superior se incluye la aplicación de un curso propedéutico para fortalecer la habilidad matemática y lectora de los alumnos; hacer un monitoreo permanente de las asistencias, desempeño académico y comportamiento.

Se propone a directores y docentes alertar a los padres de familia -a través de mensajes de texto por teléfono celular- si el alumno ha faltado un día a la escuela o a cinco clases en una semana; si ha reprobado dos o más materias, pero también si tiene incidentes de violencia verbal o física, si maltrata las instalaciones o tiene reportes de trastornos emocionales.

A fin de disminuir el número de jóvenes que abandona el bachillerato, se insta a los directores y docentes a acercarse a su comunidad estudiantil, proponer nuevos esquemas para reconocer el liderazgo, fomentar actividades recreativas y deportivas, y permitir que los alumnos organicen actividades en las que deseen participar.

Se considera relevante realizar encuestas de factores de riesgo a los estudiantes para conocer si han sido víctimas de acoso escolar (bullying), agresiones físicas de sus compañeros, si han detectado que algunos portan armas o si se vende droga dentro y fuera del plantel.

La dependencia reconoce que aunque los factores socioeconómicos pueden ser relevantes para que el alumno decida no continuar su formación, advierte que la violencia o un entorno inseguro, falta de motivación e instalaciones inadecuadas son elementos de gran impacto.

Advierte que de acuerdo con los resultados de la Encuesta nacional de deserción de la educación media superior 2011, la presencia de problemas personales o escolares suelen ser más decisivos que las necesidades económicas para abandonar la escuela.Para frenar el abandono escolar, la SEP distribuyó en todos los planteles de bachillerato la llamada caja de herramientas que integran las recomendaciones al cuerpo directivo, pero también una guía para padres, un taller de inducción para estudiantes de nuevo ingreso, una estrategia de tutorías, y talleres de proyección de vida para alumnos.




Volver arriba