Retraso en leyes energéticas podría ocasionar costo de oportunidad

MÉXICO (Notimex).- El Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) urgió a aprobar las leyes secundarias en materia energética, pues su retraso representaría un costo de oportunidad en inversiones y dejaría de sumar crecimiento a la economía.

El presidente nacional del IMEF, Daniel Calleja Pinedo, destacó que con la legislación secundaria propuesta a finales de abril se aterrizarán todos los aspectos autorizados en la reforma energética aprobada el año pasado.

En entrevista con Notimex, alertó que sin la legislación secundaria no hay reglas suficientes para que inversionistas nacionales y extranjeros empiecen el proceso que significan los proyectos de inversión, los cuales llevan un periodo de maduración.

Destacó que con la reforma energética y sus leyes secundarias, México está en un momento muy importante para acceder a energía barata, como la del gas natural, y con ello hacer más competitiva a la industria, aunque ‘no será de inmediato’.

Insistió en que ese proceso ya tiene que empezar pues, a partir de la aprobación de las leyes secundarias, iniciará un periodo de maduración de los proyectos y los beneficios de estos se verían hasta finales de 2015 y durante 2016.

Confió en que el Congreso de la Unión acelerará el proceso para aprobar la legislación secundaria de la reforma energética, pues la derrama económica empezará a sumar crecimiento a la economía.

Calleja Pinedo afirmó que mientras se tarde el proceso de aprobación de las leyes secundarias, ocurrirá lo mismo con el crecimiento sostenido y uniforme de 5.0 por ciento que se espera lograr con las reformas estructurales, y también los empleos que quieren generar con ellas.

‘Por eso es de suma urgencia que se empiecen ya a trabajar los proyectos que vendrán a partir de la apertura energética’, subrayó el presidente nacional del IMEF.

Señaló que el retraso en la aprobación de las leyes secundarias en materia energética representa un costo de oportunidad, pues hay inversionistas que están ávidos de colocar su dinero y México compite con otras regiones por atraer estos flujos.

‘Ese es un costo de oportunidad que puede tener México mientras más se tarden en aprobar esta legislación secundaria y por ende las reglas del juego para una inversión extranjera directa’, advirtió.

Refirió que este costo de oportunidad implica que muchos inversionistas podrían decidir irse a otras regiones si ven que en México todavía no están claras las reglas del juego, cuál será su retorno de inversión o la certidumbre jurídica que les da el país.




Volver arriba