Reclaman derechos ejidales

Empresarios los despojan de sus tierras en Holbox

Casi 200 ejidatarios de Holbox se enfrentan a elementos policiacos

CANCÚN (El Universal).- Una comisión de ejidatarios de Holbox, entró ayer en conversaciones con el gobierno de Quintana Roo, en un intento por encontrar respaldo frente al despojo de sus derechos ejidales en la isla, por empresarios de Yucatán que se asumen como los dueños de las tierras, en donde buscan detonar un megadesarrollo turístico.

La reunión fue encabezada por el secretario de gobierno, Gabriel Mendicutti, en la Recaudadora de Rentas de Playa del Carmen, cabecera del municipio de Solidaridad. Por la población de Holbox asistió una comisión integrada por ocho ejidatarios.

El funcionario informó que el encuentro concluyó con dos puntos. El primero es que hoy sostendrían una segunda reunión en Chetumal con funcionarios de la Procuraduría Agraria, para exponer el problema.

El segundo, que los ejidatarios de Holbox deben permitir a Luciano Simá, alcalde de la isla, el ingreso a la sede de la alcaldía, tomada por ellos la tarde del domingo, como medida de presión ante las maniobras a las que recurrieron los empresarios de Yucatán que les compraron 116 terrenos costeros y que les han despojado de sus derechos ejidales.

“No podemos decir que esto está resuelto, pero sí que se están abriendo cauces para el diálogo. Estamos en la mejor disposición de dialogar y encontrar una solución”, expresó Gabriel Mendicutti. “El problema es que ellos vendieron. Se les advirtió, se les previno ‘oye, mira que estás renunciando a tus derechos ejidales’, pero no escucharon. Hay papeles firmados de por medio, hay cheques, trámites.Lo que sucede aquí es que los ejidatarios que vendieron primero están enojados, porque a ellos les pagaron cinco millones de pesos, pero a los que se negaron, les ofrecieron un millón de dólares”, expresó.

Por separado, el presidente del comisariado ejidal de Holbox, Nivardo Mena Villanueva, indicó que la reunión transcurrió “como esperábamos”, es decir, que el gobierno estatal les ofreció, “mientras mantengamos la cordura”, apoyo para revisar “las ilegalidades, los atropellos”, que han sufrido los ejidatarios de la isla. Sobre la Asamblea Ejidal realizada ayer, en la que los empresarios yucatecos, subdividieron el ejido de Holbox en cuatro: Isla Holbox, Punta Holbox, Península Holbox y Holbox, Mena Villanueva reiteró que es “ilegal y, reprobable”, que la Procuraduría Agraria se prestara para el cambio de sede de dicha reunión. “No lo aceptamos. Es una asamblea ilegal, porque de acuerdo con las leyes ejidales, debió desarrollarse en el sitio en donde fue convocada y no en otro lugar”. “Y es reprobable que la Procuraduría Agraria se haya prestado a esta nueva treta, que confirma que el pueblo de Holbox es víctima de despojos y engaños por parte de los empresarios que se quieren apropiar de la isla, a la mala”, sostuvo. El entrevistado explicó que si bien el Tribunal Agrario ordenó la celebración de la Asamblea, el procedimiento legal aplicado por la Procuraduría Agraria del estado, fue incorrecto, ya que de inicio, no contaba con el arrendamiento del restaurante “La Normita”, en donde se convocó el encuentro. “Nunca lo arrendaron”, dijo. Para subsanarlo, cambiaron la sede de la Asamblea, indebidamente, a un segundo restaurante e incluso a un tercero, en donde finalmente se realizó y se dividió el ejido, narró. “Esto lo vamos a hacer valer en la reunión de mañana, ante la Procuraduría Agraría, porque fue una negligencia y una ilegalidad”, subrayó. Sobre la toma de la alcaldía de Holbox, Mena Villanueva se distanció de dichas acciones, tomadas por los ejidatarios en represalia por la forma en que elementos de Seguridad Pública de Quintana Roo, agredieron ayer a los ejidatarios de la isla, quienes esperaban ingresar a la asamblea ejidal, afuera de “La Normita”. Los ejidatarios acusan al secretario de Seguridad Pública, Bibiano Villa, de haber dado la orden para abrir la formación de sus elementos, quienes mantuvieron bloqueado el acceso al restaurante, lo que dio pie a que una camioneta blanca avanzara sobre la gente, atropellando a un hombre de 68 años, además de que les arrojaron piedras y gases lacrimógenos. “El secretario de gobierno nos aseguró que el general Villa tenía la orden de cuidar la integridad de las personas y que la asamblea se desarrollara en paz. Nos impidieron el acceso a la calle, para que no entráramos a una Asamblea, que ni siquiera se está desarrollando ahí”. “Nos impidieron permanecer en la vía pública, pese a que nosotros teníamos permiso del director de Seguridad Pública de Kantunilkin, de hacer una fiesta popular ahí. Lo que nos ofreció el señor Mendicutti fue investigar lo que pasó y fincar responsabilidades, si es que las hay o proceder, si los culpables fuimos nosotros”, explicó. Por su parte, los ejidatarios ofrecieron desocupar la alcaldía ayer a partir de las 15 horas, para demostrar su disposición al diálogo.

Disturbios | Reunión

Se registraron conflictos entre policías y ejidatarios antes de la asamblea.

Bloqueo

Los ejidatarios alegan que elementos policiacos no los dejaron pasar al restaurante donde se efectuaría la asamblea, que luego se cambió de sede.




Volver arriba