Buscan prohibir uso de agua para extracción de hidrocarburos

MÉXICO (Notimex).- La fracción de Nueva Alianza en la Cámara de Diputados presentó una iniciativa de ley para prohibir la explotación, uso y aprovechamiento, así como contaminación del agua del subsuelo como elemento principal de cualquier técnica para procesos de extracción de hidrocarburos.

En un comunicado, el vicecoordinador de esta bancada en San Lázaro, René Fujiwara Montelongo, explicó que esta propuesta surge ante la urgencia de proteger la utilización de las aguas del subsuelo con fines de explotación de hidrocarburos.

“El Grupo Parlamentario de Nueva Alianza presentó una iniciativa con proyecto de decreto, para adicionar un artículo 82 Bis, así como una fracción XXV al artículo 119 y reformar la fracción III del artículo 120 de la Ley de Aguas Nacionales”, precisó.

Destacó que se propone adicionar como falta sancionable por la autoridad del agua una multa de mil 500 a 20 mil días de salario mínimo.

En el argumento para modificar la Ley de Aguas Nacionales, Fujiwara Montelongo advierte que, según datos del Centro Virtual de Información del Agua, México cuenta con aproximadamente 0.1 por ciento del total del agua dulce disponible a nivel mundial.

Explicó que lo anterior determina que un gran porcentaje del territorio nacional esté catalogado como zona semidesértica e implica la necesidad de considerar al agua no sólo como un elemento vital, sino como un factor estratégico para el desarrollo global del país.

El presidente de la Comisión Especial para el Desarrollo Sustentable consideró que uno de los grandes problemas de las aguas subterráneas es sin duda la sobreexplotación de las mismas, que de acuerdo con cifras oficiales a partir de la década de los 70 ha aumentado el número de acuíferos sobreexplotados.

Por ejemplo, en 1975, la Comisión Nacional del Agua (Conagua) tenía registrados 32 y esta cifra pasó a 104 en 2006, de los que se extrae casi 60 por ciento del agua subterránea para todos los usos.

Destacó el deber de proteger los acuíferos nacionales ante cualquier actividad de explotación o contaminación a la que pudieran estar expuestos por los diversos métodos de extracción de los hidrocarburos en el país.

Señaló que de acuerdo con el informe emitido por la organización Green Peace ‘íChale con el gas shale!’, el proceso del denominado ‘fracking’, el cual se utiliza para la extracción del gas shale, trae dificultades como el manejo de lodos que brotan del pozo y que van a plantas de tratamiento o a desembocar en los arroyos y ríos.

Lo anterior ha generado conflictos en más de 12 localidades de Estados Unidos, además de que se han documentado rupturas en la protección de los acuíferos (de acero y hormigón) por la presión ejercida durante el proceso del ‘fracking’, lo cual significa que los lodos pueden contaminar el agua subterránea directamente.




Volver arriba