“Audaz y seductor”

Dice un perredista: Llegó al extremo con las reformas

Asistentes a un evento intentan estrechar las manos del presidente Enrique Peña Nieto, en Veracruz

MÉXICO.- El coordinador de los senadores del PRD, Miguel Barbosa, calificó al presidente Enrique Peña Nieto como “un hombre audaz y hasta seductor” durante una entrevista por televisión.

Según el perredista, el Presidente es “un hombre audaz, puede ser hasta seductor, con un trato muy espontáneo que sorprende a veces”.

También indicó que le tiene respeto al Presidente pero considera que llegó al extremo con las reformas.

“El gobierno del presidente Peña no puede estar calificado más que como un gobierno de derecha. Yo sólo espero que le vaya bien a México, pero que el gobierno no fracase”, dijo en una entrevista con la periodista Adela Micha que reproduce el portal ADN Político.

El legislador reconoció que se requiere de la unidad de todas las izquierdas para hacer frente a las reformas que ya fueron aprobadas y mantener la visión de defender el patrimonio de la nación.

El legislador reiteró su intención de buscar al líder del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Andrés Manuel López Obrador, así como al resto de las izquierdas, para hacer frente a la reforma energética.

Además, añadió que para lograr la unidad dentro del partido sería ideal que Cuauhtémoc Cárdenas fungiera como presidente nacional del PRD o de lo contrario elegir al nuevo líder a través de un candidatura de unidad y no por la vía del voto.

“Si hay una elección nos vamos a suicidar públicamente y de verdad hay muy poco tiempo ya para poder resolver cosas”.

El senador, aunque se reconoce como integrante de la corriente interna Nueva Izquierda o de los llamados “Chuchos”, aseguró ha tenido que acercarse a otras corrientes dentro del PRD para satisfacer su función como coordinador de su Grupo Parlamentario, pero ello no significa que exista un distanciamiento con sus orígenes.

“Yo soy un tipo agradecido, agradecido con los ‘Chuchos’ por permitir mi incorporación, pero yo sí tenía que funcionar como coordinador”, dijo en la entrevista.

El perredista calificó a López Obrador como “un gran dirigente” y recordó que cuando él era presidente del PRD estatal en Puebla venía a visitar al político tabasqueño una vez a la semana “solamente para saludarlo”.

“Tengo una profunda admiración por él pero no comparto algunas estrategias que él tomó. Pudo haber sido el presidente de México en 2006 si hubieran hecho otras cosas, pudo haber sido el presidente de México en el 2012 si hubiera transitado en una línea política diferente de 2006 a 2012. Admiro su fuerza moral pero veo también que comienza a rodearse de un esquema muy cerrado”.

Miguel Barbosa confesó que no asumió de forma correcta los cuidados que debía seguir con la diabetes y eso derivó en la amputación de su pie derecho.”Me descuidé, yo tengo el padecimiento de la diabetes desde hace muchos años pero no lo asumí (…) Fui de los que pensaba que si este padecimiento existe, a mí no me va a provocar lo que dicen que provoca”.El senador agregó que es “como un discapacitado que quiere volver a tener la misma actividad” y que sintió frustración al no poder estar en las discusiones de las reformas por su hospitalización, la cual ocurrió el 23 de noviembre de 2013.Sin embargo confesó que desde el hospital determinó la estrategia a seguir por su grupo parlamentario contra la reforma energética.”Si son días los que hay que debatir, debatan días, reserven todo, hagan una discusión pública que se vea, que se note, que transmita públicamente la posición que tenemos sobre el tema. Aguanten, aguanten, aguanten, esa es la estrategia”.El perredista contó que llegará a la sesión en la Cámara Alta en muletas y que pedirá ayuda a sus amigos senadores para llegar hasta su lugar de ser necesario.




Volver arriba