SEP: México aprende de la calidad educativa de otros países

MÉXICO (Notimex).- México reconoce y aprende de las experiencias exitosas de otros países, como parte del proceso para mejorar de forma significativa la calidad de la educación, aseveró el subsecretario de Educación Media Superior de la SEP, Rodolfo Tuirán.

Al inaugurar el seminario Día de la Educación 2014. Compartiendo Experiencias en Educación, reconoció que México está consciente de la importancia de las tecnologías y la evaluación, así como de que hay un largo camino por recorrer para aumentar la calidad de la educación.

Confió que ese objetivo se logrará con la reforma en la materia avalada por el Congreso en febrero de 2013 y desarrollada en septiembre, con la aprobación de dos leyes secundarias y cambios a la Ley General de Educación.

Durante el encuentro organizado por la Cámara de Comercio Británica y al que asistió el embajador del Reino Unido en México, Duncan Taylor, Rodolfo Tuirán recordó este año se cumplen 189 años del establecimiento de relaciones diplomáticas entre México y ese país.

De igual forma, el British Council celebra 71 años dedicados a promover la cultura británica en territorio mexicano.

El funcionario de la Secretaría de Educación Pública (SEP) subrayó que la clave de la capacidad de un país para competir en el mundo global reside cada vez más en la educación, la ciencia y el capital humano.

Hoy en día los países más exitosos son aquellos en que la apropiación social del conocimiento es una realidad, por lo que no es casual que 15 de las 25 naciones más competitivas, según el Foro Económico Mundial, ocupen los 25 primeros lugares de desempeño del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes (prueba PISA).

Tuirán Gutiérrez indicó que esas naciones han obtenido dichos resultados gracias al uso de las tecnologías en la educación, que ha fungido primordialmente como elemento de innovación.

La evaluación también ha permitido valorar la calidad de los aprendizajes y llevar a cabo mejoras organizacionales en la oferta educativa, expuso el subsecretario.

Esos países comparten al menos tres características: una fuerte inversión educativa que apunta a elevar los niveles de competencias de su capital humano, el acceso a las tecnologías de la información y la comunicación como política de Estado y la evaluación como mecanismo de mejora y no como instrumento de sanción, abundó.

 




Volver arriba