Siembra masiva de maguey

Es materia prima para el pulque y para el mixiote

Arriba, la obtención del pulque en una penca de maguey, en Hidalgo. A la izquierda, un plantío de la agavacea

PACHUCA (Notimex).- Debido a la explotación del maguey en Hidalgo, principalmente por los llamados “mixioteros”, la producción de la planta registra una disminución, por lo que en esa población aplican programas para revertir la situación.

Al problema, sin embargo, se suma que el consumo de pulque en la entidad ha sido desplazado por el de la cerveza, debido a que ésta cuenta con mayores campañas con publicidad.

En entrevista, el secretario de Desarrollo Agropecuario en Hidalgo, José Alberto Narváez Gómez, dijo que el mayor peligro para el maguey es la mano del hombre, ya que es podado para uso gastronómico, principalmente para obtener mixiote.

“Los productores ya no quieren sembrar magueyes, porque piensan que se los van a robar. Nosotros hemos sembrado más de dos millones de magueyes. Son plantaciones intensivas para seguir protegiendo nuestro cultivo, que es muy importante”, señaló.

A principios del año, la gerencia de la Comisión Nacional Forestal en Hidalgo anunció la inversión de 3.5 millones de pesos para la plantación de magueyes en el Valle del Mezquital. La finalidad es sembrar 35 hectáreas de la especie en los municipios Huichapan y Nopala.

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales de Hidalgo implementó un programa para establecer viveros de producción de maguey a cielo abierto en los municipios de San Salvador, Zempoala, Epazoyucan y Huichapan.

Con este esquema, la dependencia prevé recuperar 18 hectáreas con cuatro mil plantas de maguey por cada hectárea, un total de 70 mil unidades de maguey. En Hidalgo, las principales especies de maguey son el manso, chalqueño, shamini, sabililla y para extraer el pulque están el manso y de penca ancha.

Sobre los programas para incrementar la producción de maguey, Narváez Gómez señaló que han puesto en marcha dos programas, uno de recuperación y otro más que, dijo, “traemos con plantaciones de viveros integrales, ejidos de uso común donde se planta maguey y sacamos ‘hijuelos’”.

“En coordinación con instancias federales, estatales, municipales y productores, se han logrado establecer en el estado un millón 952 mil plantas de maguey bajo el esquema de viveros, con fines de reproducción de hijuelos, pencas, aguamiel, fructosa y artesanías”, sostuvo.

Indicó que ha subido el precio la planta y que éste se basa principalmente en el tamaño. De unos 50 centímetros, tiene un valor 12 a 20 pesos, dependiendo de la calidad del maguey y que más grande llega a costar hasta 200 pesos.Por lo que respecta a la disminución del consumo del pulque, Narváez Gómez mencionó que esta situación se debe a que las nuevas generaciones son bombardeadas por muchas ofertas de diferentes bebidas, principalmente la cerveza.”Esto ha hecho que el gusto de los jóvenes vaya hacia otras bebidas y sólo otro tipo de gente consume pulque”, aseveró.De acuerdo con la Encuesta Nacional de Adicciones 2011, la cerveza es consumida por más del 50 por ciento de la población masculina y por cerca del 30 por ciento de las mujeres en México. En cambio, las bebidas fermentadas, como el pulque, sólo son consumidas por 4.4 por ciento de la población.El funcionario sostuvo que la merma en la producción de la llamada “bebida de los dioses” en Hidalgo es producida por el cierre de pulquerías en la ciudad de México, donde se expendía gran parte del pulque elaborado en la entidad. Dijo que para aumentar el consumo de pulque es necesario crear una denominación de origen, por ello, aseguró, “estamos en pláticas con Tlaxcala y Puebla, para darle a la bebida un valor y una certificación”.Narváez Gómez comentó que la producción de aguamiel diaria es de 10 a mil 20 mil litros en la entidad, y que la demanda de pencas para barbacoa es de 10 mil mensuales.



Volver arriba