Prohibición de fiesta brava impactaría a familias, dicen taurinos

TLAXCALA (Notimex).- La Asociación Nacional de Criadores de Toros de Lidia (ANCTL), empresarios ganaderos, así como autoridades dedicadas a la promoción y protección del ganado vacuno, coincidieron en que escenarios como la prohibición de corridas de toros tendrían un impacto negativo en la economía de cientos de familias mexicanas.

En cambio, asociaciones opositoras a la fiesta brava argumentaron que se debe respetar la vida de cualquier animal y que, en particular en Tlaxcala, la ley dice que ningún animal deberá ser públicamente estresado o algo similar.

Las corridas, además de ser una tradición que en siete entidades del país es considerada Patrimonio Cultural Intangible, es sustento de cientos de familias a nivel nacional, no sólo de ganaderos, toreros y caporales sino de comerciantes que viven de ofrecer productos relacionados con la tauromaquia, señalaron.

Asimismo, de empresas que se dedican al ramo turístico, restaurantes e incluso de campesinos que producen insumos como las pasturas para este tipo de ganado.

Por otra parte, organismos defensores de los animales, señalaron que el toro bravo es violentado durante las corridas lo cual está prohibido por leyes de protección a los animales, además de que no es necesario el sacrificio de los bureles si se implantan estilos de toreo de otros países, como Portugal y Estados Unidos donde no se lastima al astado.

Durante la edición 81 de la ANCTL, que reunió en días pasados a representantes de 130 ganaderías de 24 estados del país, Manuel Sescosse Varela, presidente ejecutivo del organismo, señaló en entrevista con Notimex que la fiesta brava es parte importante de la cultura mexicana y motor del sector turístico en estados como Tlaxcala, Querétaro, Puebla y Aguascalientes, entre otros.

Expuso que el organismo busca “blindar” a nivel nacional la fiesta brava, “estamos empezando con lo estados, para que más adelante sea considerada a nivel nacional como Patrimonio Cultural, acotó el dirigente de los criadores de toros.

Dijo que la reunión de criadores de este año fue exitosa, “rompimos record en el número de asistentes, “tuvimos 130 dueños de ganaderías y alrededor de 350 personas en total en esta asamblea”.

Es importante que estemos unidos pues es preocupante el tema anti-taurino, “por ello estamos haciendo campañas de defensa de la fiesta brava y tratando de que los estados se blinden y luego lograr un acuerdo con la Presidencia -el gobierno federal- para que sea en todo el país considerada como patrimonio histórico de los mexicanos”.

Apuntó que “tenemos que blindar primero los estados pues las leyes se votan en los estados y luego en la federación, ya tenemos siete estados donde se considera así, y vamos este año por tres o cuatro más”.

Destacó que la derrama económica que genera la tauromaquia es muy amplia, pues llega a varios estratos, “una comparación sería que cuando un toro de engorda llega a los anaqueles en forma de cortes valdría más o menos 1.80 pesos, mientras que el valor de un toro de lidia sería de 8 pesos”.

Ello porque es un astado produce un mayor beneficio en la cadena productiva que un toro de engorda, ya que desde su crianza hasta que llega a un restaurante beneficia a “los subalternos -de la fiesta brava-, transportistas, a quien hace la publicidad, puestos con recuerdos, etcétera”, acotó.

Carlos González, ganadero de Tenopala, dijo que “la gente que es antitaurina realmente no sabe lo que está empujando porque afectaría a muchas familias, en las ganaderías hay una derrama de recursos desde caporales, de la gente que siembra el campo, hay mucha gente involucrada en torno a lo que es la fiesta taurina”.

El criador de toros, con alrededor de 130 vacas en su dehesa, dijo que este aspecto cultural “es algo que debemos cuidar nosotros los taurinos, sin embargo hay que respetar los gustos de cada persona, para ellos está bien que no les guste el toro, pero que nos dejen a los que sí nos gusta”.
“A mí por ejemplo no me gusta el boxeo, pero no por ello voy a hacer algo para que se prohíba el box como deporte”, señaló.

Explicó que en su ganadería hay seis familias de caporales que serían directamente afectados, “la mía es una ganadería pequeña pero hay otras más grandes donde son muchas más las familias”.

Destacó, asimismo, que en el aspecto turístico es muy importante la prevalencia de la fiesta brava, “es Tlaxcala uno de los estados con más ganaderías (38 certificadas) y hay muchos turistas que vienen a conocer las haciendas, conocer como se crían los toros, la vida en el campo, es algo muy importante para nuestro estado”.

“Hay un turismo taurino muy importante aquí en el estado y no nada más viene gente de la República Mexicana, llegan de Europa y de otras partes del mundo, por lo que creo que hay que empujar este tema aún más”.

Al respecto, Rafael Salas Vázquez, presidente de la Fundación Liderazgo Joven, y activista en contra del maltrato a animales, señaló que “nosotros consideramos que debe haber un respeto a la vida de cualquier animal”.

“En el caso especifico de Tlaxcala consideramos que se está violando la Ley para la Protección de los Animales, la cual se creó en 2003, bajo la administración del gobernador Alfonso Sánchez Anaya”.

En esa normatividad se prohíbe desde el infringir estrés a practicar actos violentos contra los animales, “y claramente dice que ningún animal deberá ser torturado, así como fustigado y ponemos el caso de la Huamantlada donde la ley dice en su artículo 10 que ningún animal deberá ser públicamente estresado o algo similar”.

Por ello, la Fundación Liderazgo Joven ha solicitado formalmente que se retire de la lista de Pueblos Mágicos de México, a la ciudad de Huamantla, subrayó.

A su vez, Luis Mariano Andalco López, director del Instituto Tlaxcalteca de Desarrollo Taurino (ITDT), señaló que en breve se presentará ante el Congreso local una iniciativa para promulgar la ley Taurina del Estado de Tlaxcala.

Esta es una iniciativa que se ha estado enriqueciendo para que una vez aprobada se pueda proteger al ganado de lidia y a la fiesta brava, subrayó.

El funcionario estatal dijo que “estamos integrando algunos aspectos legales pues es importante que vaya muy bien fundamentada para ya reunirnos con los diputados y explicarles porque es necesaria una ley de la fiesta de los toros”.

Indicó que la reunión nacional de criadores de toros de lidia, la cual concluyó con eventos a campo libre con derribe de vaquillas, rejoneo y tienta de novillos, en la ganadería de Rancho Seco, y una comida en la dehesa de Piedras Negras, fue un evento sumamente importante para este sector.

En tres días se trabajó en diversos temas, además del intercambio de experiencias sobre crianza de ganado bravo, en como defender la fiesta de los toros, acotó.

“En Tlaxcala la nueva ley defendería al aficionado que paga un boleto para entrar a una corrida, el cual tendría derecho de reclamar si es que no está en condiciones el novillo o el toro, o que la empresa haya anunciado un cartel y este no se cumpla; creo que unos 15 o 20 días estaremos entregando la iniciativa en el Congreso del estado” para su análisis, acotó. – Por Arturo Díaz.

Etiquetas: