Permite acceso a financiamiento el Régimen de Incorporación Fiscal

Hombres evaden más impuestos que mujeres

MÉXICO (Notimex).- La adhesión al Régimen de Incorporación Fiscal (RIF), permite a los emprendedores y empresarios acceder a financiamiento, contar con seguridad social y no pagar el Impuesto Sobre la Renta (ISR) en el primer año de operación, aseguró la Procuraduría de la Defensa del Contribuyente (Prodecon).

La titular de la Prodecon, Diana Bernal Ladrón de Guevara, dijo que es interés de este organismo dar a conocer dicho régimen, sobre todo entre las mujeres emprendedoras, quienes son las primeras interesadas en estar en el sector formal y conocer sus obligaciones fiscales.

Por lo anterior, el organismo realizó el foro, La mujer emprendedora y el nuevo RIF, en donde la Ombudsman del Contribuyente destacó los beneficios de participar en dicho mecanismo.

‘Lo que estamos tratando es de apoyar a estas mujeres al darles a conocer que hay un Régimen de Incorporación Fiscal, en el cual, por lo pronto, no pagarían impuestos, podrían facturar electrónicamente con lo cual crecerán y sobre todo, van a gozar de beneficios, en donde el primero es el crédito, porque es lo que necesita una mujer emprendedora’, dijo.

Bernal señaló que en el plano internacional está comprobado que las mujeres que tienen micro y pequeñas empresas y reciben créditos a la palabra son las mejoras pagadores de estos adeudos.

‘Las mujeres son excelentes pagadoras de impuestos, cuando emprenden un pequeño negocio o uno más importante, son las más interesadas en conocer cuáles son sus obligaciones fiscales y trabajar positivamente’, destacó.

Además, consideró la titular, las mujeres tienen menos miedo a facturar electrónicamente, proceso tecnológico que no les va a costar dinero.

Durante su participación, el Jefe del Servicio de Administración Tributaria (SAT), Aristóteles Núñez, planteó a las emprendedoras incorporarse al RIF y adoptar la factura electrónica.

El funcionario agregó que la tendencia a evadir el pago de impuestos, en las mujeres es mucho menor que en los hombres.

 




Volver arriba