Peña Nieto destaca que la banca mexicana es sólida, pero presta poco

ACAPULCO (EFE).— El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, reiteró hoy que la banca local es una de las mas solidas del mundo, pero el crédito sigue siendo bajo, por lo que pidió contribuir al crecimiento del país “con el crédito responsable”.

Durante la ceremonia de clausura de la 77 Convención Bancaria que comenzó el jueves en el puerto de Acapulco, Peña Nieto afirmó hoy que la economía mexicana se diferencia en el mundo por la estabilidad de su economía y las variables macroeconómicas.

En este encuentro anual entre banqueros participaron también las máximas autoridades financieras y algunos invitados extranjeros, entre ellos el premio nobel de economía 2013, Robert Shiller, además de dos especialistas en el sector financiero.

Peña Nieto destacó que al cierre del año pasado la deuda total del sector publico representaba el 38,3 % del producto interno bruto (PIB), una cifra menor al promedio de América Latina, “incluso por abajo de Brasil, con el 68,3 %, y de Alemania, con el 80,4 %”.

Agregó que incluso las agencias calificadoras elevaron la nota crediticia de México a un nivel por encima de la mayoría de los países de América Latina.

Peña subrayó que los indicadores de la banca son muy destacados- su índice de capitalización es del 15,4 %, “cinco puntos por arriba del nuevo estándar básico de Basilea III, que se ubica en el 10,5 %”.

No obstante, aclaró que el crédito al sector privado apenas representó al cierre de febrero el 28,3 % comparado con el PIB, una cifra muy inferior a las economías con un nivel de desarrollo similar.

Peña Nieto recordó que hace un año anunció la reforma al sector financiero privado y público para impulsar el crédito, el desarrollo y la estabilidad.

El pasado 9 de enero se promulgó la reforma gracias a los acuerdos entre todos los sectores, lo que ha generado grandes expectativas para abrir el flujo del crédito, principalmente a las pymes, que son las principales generadoras del empleo.

“Se trata de aprovechar los elevados niveles de solidez, solvencia y capitalización del sistema bancario para reactivar y reimpulsar la economía nacional”, indicó.

Añadió que esta reforma propone un balance entre la expansión crediticia y la regulación prudencial para que los bancos “presten más, pero sigan solidos”.

Agregó que están listas las normas que reglamentan la reforma, entre ellas las reglas sobre las redes de cajeros automáticos y las cámaras de compensación, que permitirán bajar las comisiones cuando las personas usen sus tarjetas de crédito o débito.

Además, indicó que se establecieron las normas para que las familias que tengan un crédito hipotecario puedan sustituirlo si encuentran uno más barato en otro banco.

También dijo que en mayo se regulará el mercado de valores para que la Bolsa mexicana pueda formar parte de un mercado bursátil integrado por Chile, Colombia y Perú, “un beneficio de ser parte de la Alianza del Pacifico”.

En julio se regularán las cajas de ahorro irregulares, se darán a conocer los estudios de evaluación del sistema financiero, se establecerán reglas para “erradicar las cláusulas abusivas” y se instalará un buró de entidades financieras.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Bancos de México, Javier Arrigunaga, aseguró que la banca está lista para “promover e impulsar el gran cambio” y apoyar la economía.

Afirmó que se cuenta con bancos sólidos y bien capitalizados, y el crédito crece de forma “sana y sostenible”, a la vez que se ha impulsado la modernización del sector con las innovaciones tecnológicas y más bancos.

“Confiamos que esto nos permitirá expandir aún más el crédito”, agregó Arrigunaga.




Volver arriba