Otorgan reconocimiento a gobierno mexicano por manejo de deuda en 2013

MÉXICO (Notimex).- Este año, la revista LatinFinance, especializada en los mercados financieros de América Latina y el Caribe, reconoció al gobierno mexicano con los premios de “Mejor emisor soberano de 2013″ y “Mejor transacción de manejo de pasivos de 2013″.

La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) informó que este reconocimiento manifiesta la confianza por parte de los mercados internacionales de capital en el manejo macroeconómico y en la conducción de las finanzas públicas de la presente Administración.

Señaló que cada año la revista LatinFinance premia a los mejores participantes del sistema financiero (‘Deals of the Year’), reconociendo a los emisores más destacados y las principales transacciones registradas en el año en cuestión.

“Estos reconocimientos reflejan el compromiso de la administración del presidente, Enrique Peña Nieto, de mantener finanzas públicas sanas, así como un manejo prudente del endeudamiento público, preservando la diversidad del acceso al crédito en diferentes mercados”, subrayó.

La SHCP expuso que la estrategia de crédito público tiene como fin primordial satisfacer las necesidades de financiamiento del gobierno federal al menor costo posible en un horizonte de largo plazo, con un bajo nivel de riesgo, que contribuya a una sana evolución de las finanzas públicas y los mercados financieros.

Respecto a las colocaciones en los mercados internacionales de capitales, destacó que pese a que en 2013 los mercados financieros internacionales registraron un marcado incremento en su volatilidad, el gobierno federal logró atractivas condiciones de financiamiento, en términos de costo y plazo, en diferentes mercados y con la participación de una amplia gama de inversionistas.

En un comunicado, indicó que la transacción realizada en el mercado de euros en abril de 2013, mediante la cual se colocaron mil 600 millones de euros de Bonos Globales con vencimiento en 2023 y se refinanciaron parte de los bonos en euros emitidos por el gobierno federal con vencimiento en 2013, 2015, 2017 y 2020, recibió el premio a la “Mejor transacción de manejo de pasivos del 2013″.

Mencionó que con esta transacción se alcanzó: el menor costo de financiamiento logrado por el gobierno federal en cualquier colocación en euros, inclusive de plazos menores; el cupón más bajo en la historia para el plazo de 10 años, tanto en dólares como en euros; y el monto más grande para una emisión en el mercado de euros.

La dependencia explicó que esta transacción marcó el regreso del gobierno federal al mercado de euros, luego de casi tres años de ausencia.

Además de esta colocación, el gobierno federal realizó las siguientes transacciones en 2013: en enero, llevó a cabo la reapertura del Bono Global en dólares con vencimiento en 2044, consiguiendo el costo de financiamiento más bajo en la historia para dicho plazo.

En julio, realizó la colocación de bonos sin garantía en el mercado japonés, a través de la cual se emitieron Bonos Samurái en tres tramos a plazos de 3, 5 y 6 años, obteniendo el costo de financiamiento más bajo en la historia tanto en yenes, como para cualquier emisión a tasa nominal fija para los plazos referidos.

Con ello, México se consolidó como el único emisor soberano de América Latina que coloca deuda en el mercado japonés sin garantía alguna, expuso la Secretaría de Hacienda.

En septiembre, se realizó la colocación de un nuevo bono de referencia a 10 años en dólares con vencimiento en 2023, por tres mil 900 millones de dólares, lo que representó el mayor monto a tasa fija colocado en este mercado.

El monto colocado, aproximadamente de dos mil 457 millones de dólares, se utilizó para extender el perfil de vencimientos de la deuda externa, resaltó.

La SHCP apuntó que las anteriores transacciones le valieron al gobierno federal ser nombrado “Mejor emisor soberano del 2013″ por parte de la revista LatinFinance.

Adicionalmente, el gobierno federal implementó diversas medidas encaminadas a fortalecer el mercado local de deuda, se ha buscado consolidar la curva de tasas de interés en pesos y en Udis hasta un plazo de 30 años, incrementando el plazo promedio y duración del portafolio de deuda interna.

Con lo anterior, añadió, se logró disminuir el costo de financiamiento, mejorar las condiciones de liquidez e incrementar la profundidad del mercado mexicano, facilitando el acceso al financiamiento a una amplia gama de agentes económicos públicos y privados.




Volver arriba