Importante aprender a manejar el dinero sin importar la edad: Condusef

 

MÉXICO (Notimex).- Sin importar la edad, es importante aprender la forma correcta de manejar los recursos, y mejor aún si se es joven, porque de ello depende parte del futuro, asegura la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

Evitar caer en tentaciones, trabajar en vacaciones, hacer una lista de gasto y pensar antes de comprar son algunas de las recomendaciones que el organismo ofrece a los jóvenes para aprender a tomar decisiones al momento de ahorrar y gastar el dinero.

Como parte de su programa de educación financiera, sugiere que al recibir dinero por cumpleaños o de algún trabajo realizado, el interesado coloque de manera automática una parte –al menos 10 por ciento- de sus recursos en una cuenta de ahorro o inversión.

‘Hacer esto puede convertir pequeñas sumas de dinero en grandes cantidades que ayudarán a pagar compras importantes en tu futuro, como alguna colegiatura, el primer auto, entre otros’, expone.

Aconseja trabajar en vacaciones, ya sea cortando el pasto o trabajando en un negocio, porque ello le proporcionará ingresos, nuevas habilidades y/o referencias que pueden ser útiles al terminar la escuela.

La Comisión señala que una forma de controlar el dinero es definir cantidades máximas a gastar cada semana en algunos rubros, como salidas o paseos, golosinas, videojuegos, entre otros, a lo que se le conoce como ‘presupuestar’.

El objetivo, explica, es tener una idea exacta del destino de los ‘pesos y centavos’, a fin de disminuir gastos innecesarios y ahorrar.

‘Vale la pena que realices una lista de gastos en un cuaderno durante al menos un mes, probablemente te sorprenderás de lo que gastas sin pensar’, subraya a los jóvenes.

La Condusef expone que algunos jóvenes toman decisiones rápidas y costosas al comprar ropa a la moda o el último ‘gadget’, sin considerar si hacen lo correcto.

Por ello, agrega, antes de desfalcar al ‘cochinito’, hay que preguntarse si lo que se va a comprar realmente es necesario o simplemente se desea tenerlo. ‘Investiga, compara y checa si realmente podrías pagarlo sin recortar tus gastos’, puntualiza.

 




Volver arriba