Recomendación por nacimiento en la calle

Recomendación por nacimiento en la calle

MÉXICO.- La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió una observación en contra del gobierno de Oaxaca al considerar que hubo violaciones a los derechos humanos de una mujer embarazada de 23 años que el pasado 25 de noviembre no fue atendida en una clínica de San Antonio de la Cal, Oaxaca, y tuvo que dar a luz en la vía pública.

De acuerdo con el organismo que preside Raúl Plascencia, a las 01:30 horas del 5 de noviembre de 2013, la agraviada, que cursaba 36 semanas de embarazo y presentaba dolores de parto, acudió a ese nosocomio de la Secretaría de Salud estatal, donde un médico sólo le tocó el vientre y le indicó que aún faltaba tiempo para el nacimiento de su hijo, por lo que no era necesario ingresarla.

La mujer optó por regresar a su domicilio, pero los dolores de parto se intensificaron y alrededor de las 03:50 horas de esa fecha, intentó volver al hospital, en compañía de su madre y su esposo, pero ya no le fue posible caminar; su cónyuge se adelantó a pedir ayuda, lapso durante el cual agraviada dio a luz a su hijo sobre la vía pública.

Madre e hijo fueron trasladados a bordo de una ambulancia al referido Centro de Salud, donde permanecieron hasta las 10:05 horas de ese día, cuando fueron remitidos al Hospital Civil “Aurelio Valdivieso”, donde recibieron atención médica especializada y fueron dados de alta, a las 13:00 horas, del día siguiente.

Ante tales hechos, la CNDH inició de oficio el expediente de queja y una vez concluidas las investigaciones contó con elementos que evidencian violaciones a los derechos humanos a la protección de la salud, a la integridad y seguridad personal, al trato digno y, al interés superior del niño, en agravio de la mujer y su hijo.

Por ello, en su Recomendación 15/2014, la Comisión Nacional pide al gobierno de Oaxaca, tomar las medidas necesarias con el objeto de reparar el daño ocasionado a la mujer y al bebé, con motivo de la responsabilidad institucional en que incurrió el personal de ese hospital.- SUN 

 




Volver arriba