Edgar Tamayo: “Estoy listo para irme, veinte años son demasiados"

Edgar Tamayo: “Estoy listo para irme, veinte años son demasiados”

HUNTSVILLE (EFE).— El preso mexicano Edgar Tamayo, cuya ejecución está prevista para esta tarde en Texas, confesó hoy que está “listo” para morir y que veinte años en el corredor de la muerte “son demasiados”, según informaron fuentes judiciales.

Tamayo, cuyo caso ha levantado una oleada de protestas internacionales, fue condenado a muerte por el asesinato de un policía en 1994, y desde entonces espera su ejecución por inyección letal, prevista para las 6.00 hora local (00.00 GMT).

A petición del preso, ninguno de sus familiares presenciará la ejecución, ya sólo pendiente de una decisión del Tribunal Supremo.

Sí asistirán a la ejecución diversos parientes del agente asesinado, entre ellos la madre, Gayle Gaddis, y otros familiares cercanos.

“Estoy listo para irme. Veinte años son demasiados”, confesó Tamayo, según explicó el portavoz del Departamento de Justicia Penal de Texas, Jason Clark.

El funcionario explicó que, en las horas previas a la ejecución, Tamayo ha tenido ocasión de saludar y hacerse fotos junto a su padre y sus hijas, a los que pidió “que mantuvieran la calma y estuvieran tranquilos”.

En sus últimas horas, el preso no ha pedido ningún menú especial y ha comido el que estaba disponible en la prisión- costillas de puerco, arroz, verduras, maíz, café y té.

La suerte de Tamayo ya sólo depende de una decisión del Tribunal Supremo de Estados Unidos, después de que hasta tres instancias judiciales se hayan negado a paralizar la ejecución de la pena de muerte.

Ayer un juez del distrito oeste de Texas y la Junta de Perdones se negaron a suspender la pena y a conceder clemencia al preso mexicano, mientras que hoy la Corte de Apelaciones del Quinto Circuito de Nueva Orleans rechazó también el recurso presentado por la defensa del recluso.

Etiquetas: